Buscar en  
  Página principal

  Conquista

  Independencia

  Revolución

  Siglo XXI

      2010-2019

      2000-2009

          2009

          2008

          2007

          2006

          2005

          2004

          2003

          2002

          2001

          2000

  Siglo XX

  Siglo XIX

  Siglo XVIII

  Siglo XVII

  Siglo XVI

  Siglo XV

Siglo XXI > 2000-2009 > 2004

Nota de Jacinto Barrera Bassols, editor de la Obras Completas (Seudónimos Volúmen V) de Ricardo Flores Magón.
México, D.F., julio de 2004

El presente volumen reúne los artículos políticos publicados por Ricardo Flores Magón entre 1902 y 1908, bajo los seudónimos de Escorpión, Anakreón y Netzahualpilli. (1)

Los 39 artículos con la firma Escorpión aparecieron de manera intermitente en El Hijo del Ahuizote (2) a partir del número 823 de fecha 10 de agosto de 1902 y hasta su último número, el 849 del 1° de julio de 1903.

En el suplemento dominical de un periódico norteamericano publicado a principios de 1907 se lee:

Desde su escondite Ricardo Flores Magón, presidente de la Junta de Saint Louis y socio de Juan Sarabia en la revolución que acaba de fracasar, conocido en México como "El Escorpión" (por lo hiriente de su pluma) envió una carta al Presidente Díaz: SI JUAN MUERE EN LA CÁRCEL LO MATAREMOS A USTED. (3)

Cuando esto fue escrito no se asociaban ambos nombres en México. El propio Juan Sarabia utilizaba ese alias para referirse secretamente a Ricardo Flores Magón en sus cartas clandestinas enviadas desde su encierro veracruzano.

Este presidio está de los diablos. Visto el traje rayado. Llegando recibí un bautismo de un chicotazo. Los capataces son brutales. El tratamiento que dan es peor que para bestias. Ya llegará la hora de las represalias. Manda esta carta a Escorpión (Ricardo Flores Magón). (4)

Sarabia, como se sabe, fungió como director de El Hijo del Ahuizote a partir del 23 de noviembre de 1902 y hasta la clausura del mismo. Nadie como él para saber quién estaba detrás de los sobrenombres usados en el semanario.

Como quiera que sea, la identificación de Ricardo Flores Magón con ese alias quedó sellada en la prensa del vecino país del norte. Quince años después, la noticia del velatorio de su cadáver en Los Angeles, California, fue cabeceada: "Tributo a Escorpión". (5)

Habrían de transcurrir doce años más para que ese vínculo le fuera revelado al público mexicano. Enrique Flores Magón, en la primera versión de sus memorias publicada en una revista de la capital del país, escribió:

Ricardo miope, casi echado sobre su escritorio para aproximar bien a sus ojos la cuartilla en la que escribía, estampaba en ésta, con letra clara, menudita y gentil, casi femenina, las luminosas y viriles frases de uno de sus tantos artículos que [...] calzaba entonces con el seudónimo "Escorpión" que fue especialmente usado en El Hijo del Ahuizote. (6)

Otro es el caso de Anakreón, seudónimo heredado por Ricardo Flores Magón en el semanario capitalino El Colmillo Público. (7)

En un escrito en torno a la paternidad del Programa del Partido Liberal de 1906, Ricardo Flores Magón afirmó haber recurrido a ese seudónimo en una ocasión.

La verdad ante todo, Juanito Sarabia redactó el Programa del Partido Liberal; muy cierto es eso. Pero lo escribió cuando ya habíamos discutido sus puntos el mismo Juanito, mi hermano Enrique y yo, en la cárcel de Belén, México, el año de 1903 cuando estuvimos presos por haber atacado a los Magistrados del Tribunal Superior de Justicia del Distrito Federal y por nuestra vieja irreverencia a los poderosos de la tierra.

Después escribí un (8) artículo en el periódico El Colmillo Público, de la ciudad de México, firmado con uno de mis seudónimos, ANAKREóN, excitando a los liberales a secundar lo dicho en ese artículo en que exponía yo los principales puntos del Programa. (9)

No obstante la aseveración anterior, en la publicación a la que se hace referencia se encuentran 157 artículos firmados con el nombre del poeta griego.

De hecho, aunque de manera intermitente, Anakreón acompañó al semanario ilustrado a lo largo de toda su trayectoria. (10) Al menos los primeros artículos así signados, al ser sátiras ligeras, pretenden hacer honor a las características de las "anacreónticas". A partir del número 52, del 28 de agosto de 1904, y hasta el 61, del 6 de noviembre del mismo año, en esos escritos se entreveran dos plumas y estilos. Uno de ellos corresponde al de Ricardo Flores Magón. En el siguiente número, aparece un nuevo seudónimo: Anacreonte. Los escritos con ese calce corresponden al estilo del primer Anakreón. Al parecer, pues, el director de El Colmillo Público decidió destinar este último sobrenombre sólo a los escritos provenientes de la pluma de Ricardo Flores Magón. Así, aunque los escritos con la firma de Anakreón se suspendieron a partir del número 66 del 11 de diciembre, continuaron apareciendo los de Anacreonte.

El seudónimo que nos interesa reapareció en El Colmillo Público un año más tarde, el 17 de diciembre de 1905. A ello le antecedió el siguiente anuncio de los editores:

"Rectificación". Anakreón, nuestro viril ex compañero de labores, nos suplica que hagamos constar en las columnas de nuestro semanario, que él no es el "Anakreón" que firma el entrefilet publicado con el título de "Oda breve" en el número de El Imparcial correspondiente al día 15 del mes en curso.

Con justicia se nos pide esta rectificación pues "Anakreón", el que fue nuestro compañero, es y ha sido siempre un liberal honrado y perdería mucho en su reputación, quedaría mancillada su personalidad periodística, si el público creyera que el ayer escritor de combate, hoy era redactor o colaborador de un periódico vendido.

Con gusto hacemos la aclaración que el amigo nos pide, pues los candentes artículos de "Anakreón", el ex compañero, han sido dardos que siempre han brotado de las columnas de un periódico independiente y nunca el humo de incienso que se escapa de un pebetero semioficial. (11)

A esta tercera época de Anakreón en El Colmillo Público, que se cierra con la desaparición del semanario el primer día de julio de 1906, corresponde la mayor parte de los escritos aquí reproducidos.

Finalmente, al igual que Escorpión, Netzahualpilli parece haber sido un seudónimo elegido por Ricardo Flores Magón y no por los editores de ambos semanarios.

Los cuatro artículos firmados con el alias Netzahualpilli aparecieron, entre el 30 de mayo y el 15 de junio de 1908, en dos periódicos: Libertad y Trabajo (12) y Reforma, Libertad y Justicia, (13) impresos en las ciudades norteamericanas de Los Angeles, California, y San Antonio, Texas, respectivamente.

Ricardo Flores Magón dejó constancia de su relación con dichos semanarios en una carta dirigida, desde la cárcel del condado de Los Ángeles, California, a Antonio de Pío Araujo, director del último de los periódicos:

Comienzo por felicitarle por haber llevado a cabo la publicación del simpático Reforma, Libertad y Justicia. Me imagino todos los sinsabores que le habrá costado ver realizada tan plausible obra; pero la constancia debe ser la principal virtud del revolucionario y usted ha demostrado poseerla. Vayan pues mis felicitaciones fraternales.

Vi el artículo que se sirvió usted dedicarme, agradeciéndole sinceramente que tenga usted un buen concepto de mi persona. Ojalá, así lo ambiciono, que siempre cuente yo con las simpatías de los hombres honrados, siempre procurando y procuro no perder esas simpatías, permaneciendo firme.

Por si están escasos de material, escribí dos articulitos que adjunto, habiéndome hecho el favor de copiarlos, mi querido hermano Librado [Rivera], pues mi letra hace sufrir mucho a los compañeros cajistas.

Para cada número le escribiré dos artículos de hoy en adelante. Ruégole mucho, querido amigo, que se tome la molestia de corregir a conciencia los articulitos que le envié, pues, soy franco, me molesta mucho ver destrozados mis escritos. Para que vayan más legibles, todos irán copiados por Librado.

En El Progreso (14) destrozaron lamentablemente mis artículos cuando escribí para ese periódico. Para Libertad y Trabajo escribí un artículo que vería usted titulado "Mi primera prisión". (15) Salió plagado de eventos, palabras cambiadas que cambian el sentido de las frases, y aun frases suprimidas. Voy a seguir escribiendo para este periódico, pero si los buenos compañeros que lo editan no me corrigen bien los artículos, suspenderé mi colaboración.

Le ruego a usted no me escriba con la dirección de esta cárcel, porque no entregan las cartas sin que las lea el jefe de la prisión. Mis cartas salen de contrabando, pero temiendo que los empleados descubran el método que empleo para que salgan mis cartas, suplico a usted no haga en su simpático periódico alusión a esta epístola. (16)

Respecto a la identificación del sobrenombre, la misma fue confirmada por las autoridades mexicanas que confrontaron los originales manuscritos con lo publicado en el semanario. (17)

Esta compilación no podría haberse realizado sin la generosa ayuda y colaboración de quienes laboran en la Dirección de Estudios Históricos (INAH, México, D.F.), Hemeroteca Nacional de México (UNAM, México, D.F.), Hemeroteca Miguel Lerdo de Tejada (SHCP, México, D.F.), Nettie Lee Benson Latin American Collection (Universidad de Texas, Austin, Texas) y Archivo Histórico de la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE, México, D.F.).

Asimismo queremos agradecer la colaboración de la doctora Devra Weber, de la Universidad de California, Riverside, California, y a Rocío Sánchez y Anahí Parra por su apoyo en la transcripción.

Finalmente, la anotación del presente volumen se vio favorecida por el Programa de Estancias Cortas de Investigación abril-junio 2003 en la Colección Latinoamericana Nettie Lee Benson de la Universidad de Texas en Austin, promovido por dicha universidad, y el Acervo Histórico Diplomático de la Secretaría de Relaciones Exteriores.


ACERCA DE LAS ILUSTRACIONES


Las ilustraciones que acompañan el volumen que el lector tiene ahora en sus manos fueron publicadas originalmente en El Hijo del Ahuizote y El Colmillo Público, dos semanarios satíricos profusamente ilustrados, que ocupan un lugar destacado en la historia de la caricatura antiporfirista. En estas publicaciones, como en la generalidad de la prensa de tales características, las ilustraciones y los textos se relacionan íntimamente, construyendo un universo de referencias comunes en el que el discurso gráfico se apoya en el escrito y viceversa.

Con el ánimo de poner al alcance del lector una muestra de tales relaciones en el caso específico de las publicaciones que nos ocupan, se incluye en este volumen una selección de veinticuatro ilustraciones, principalmente bajo el registro de la caricatura, que aluden a las principales preocupaciones tratadas por Ricardo Flores Magón en sus artículos y que describen el espíritu general de las publicaciones citadas, en el entendido de que sin ese apoyo gráfico el contexto original de los textos se vería alterado.

En algunos casos, las ilustraciones aluden en forma explícita a determinados artículos, tal y como se señala en las notas al pie de los mismos. Sin embargo, las más de las veces la gráfica sólo remite a acontecimientos, situaciones o circunstancias referidos en los escritos de Ricardo Flores Magón, de manera que para orientarse en esas correlaciones, el lector habrá de acudir a las anotaciones situadas al pie de las ilustraciones.

Es pertinente advertir que no todos los temas tratados en los artículos se ven reflejados en la selección aquí ofrecida, ya que ésta constituye más bien una muestra representativa que, por una parte, remite a las inquietudes que con mayor insistencia se presentan en los escritos y, por otra, nos habla de la línea editorial asumida por los periódicos satíricos a los que pertenecen.

En cuanto a su autoría, dado que estas ilustraciones carecen de firma, es preciso señalar lo siguiente. Aquellas publicadas en El Hijo del Ahuizote, con seguridad provienen de la mano de Jesús Martínez Carrión, o más improbablemente de la de Eugenio Olvera; ambos, los únicos dibujantes de ese semanario una vez que, hacia 1900, el fundador e ilustrador principal, Daniel Cabrera, se hubo retirado del mismo. Por su parte, las que corresponden a El Colmillo Público, pueden igualmente imputarse a Martínez Carrión, fundador e ilustrador en solitario de dicho semanario.

Las imágenes aquí incluidas forman parte del acervo de la Hemeroteca Miguel Lerdo de Tejada, de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público. Agradecemos muy especialmente la generosa colaboración que para hacer posible esta reproducción nos brindó Elsa Villarreal Irigoyen.

 

(1)   En el año de 1916, Ricardo Flores Magón publicó en Regeneración algunos seudónimos bajo los alias de Celso Marquina, Carlos Ramírez y Manuel Saavedera, mismos que habrán de incluirse en la compilación de artículos políticos correspondiente.

(2)   El Hijo del Ahuizote, "Semanario feroz, aunque de nobles instintos, político y sin subvención como su padre, y como su padre matrero y calaverón (No tiene madre)" (1885-1903), México, D.F.; directores Daniel Cabrera, Florencio Castro, José L. Méndez, Néstor González, Juan S. Díez, Remigio Mateos y Juan Sarabia; redactores Manuel de la Fuente, Jesús Masiño, Miguel Gallardo, José P. Rivera, Fernando Rivera, Enrique M. de los Ríos, Gabriel González Mier, Pedro Castera, Inocencio Arriola, Nicolás San Martín, Antonio Albarrán, Juan y Emilio Arriola, Angel T. Montalvo, Fernando Celada, Leonardo de Pardo, Aurelio Garay, Evaristo Guillén, Ricardo y Enrique Flores Magón, Santiago de la Hoz y Federico Pérez Fernández; dibujantes Daniel Cabrera, Jesús Martínez Carreón, Santiago Hernández y Jesús Olvera Medina.
Dejó de circular del 1° de julio de 1900 al 20 de enero de 1901. Suspendió su tiraje el 7 de septiembre y lo reinició el 23 de noviembre de 1902. El 9 de junio de 1903 los tribunales prohibieron definitivamente su circulación.

(3)   "From his unknown place of hiding Ricardo Flores Magon, president of the St. Louis Junta and associate of Juan Sarabia in the revolution which failed known in Mexico as The Scorpion (cause of the sting of his pen), sent a try letter to President Diaz: IF JUAN SARABIA DIES IN JAIL WE WILL KILL YOU, HE WROTE", en "Diaz in Terror", The Saint Louis Post Dispatch, 10 de febrero de 1907.

(4)   Juan Sarabia (San Juan de Ulúa, Veracruz) a Tomás Labrada Sarabia (Laredo, Texas), del 3 de marzo de 1907. Archivo Histórico de la Secretaría de Relaciones Exteriores (AHSRE), leg. 924, f. 227. El texto en cursivas es un anexo de la policía. La correspondencia pasaba por las manos del cónsul de México en Saint Louis.

(5)   "Tribute paid to Scorpion", The Los Angeles Times, 27 de noviembre de 1922.

(6)   Enrique Flores Magón, La vida de los Flores Magón, XI, "Todo. Semanario enciclopédico", 13 de marzo de 1934. En la segunda versión de sus memorias, Enrique escribió: "En las páginas y material que formaba El Hijo del Ahuizote, se amalgamaron bien nuestros diversos estilos: el de Ricardo con sus artículos luminosos y de pensamientos profundos, escritos ahí, con el seudónimo "Escorpión". El Nacional, 25 de febrero de 1946.

(7)   El Colmillo Público, "Semanario humorístico de caricaturas" (1903-1906), México, D.F.; director Jesús Martínez Carrión; administración Federico Pérez Fernández; dibujante Jesús Martínez Carrión.

(8)   Las cursivas son nuestras.

(9)   "Notas al vuelo", Regeneración, 4a. época, núm. 36, 6 de mayo de 1911.

(10)  Artículos firmados Anakreón aparecen en los núms. 1, 10-18, 32, 35-66, 119-147.

(11)  El Colmillo Público, núm. 115, 19 de noviembre de 1905, p. 734.

(12)  Libertad y Trabajo, "Semanario Liberal, Independiente" (mayo junio de 1908), Los Ángeles, California; director responsable Fernando Palomarez; redactor en jefe José H. Olivares; administración B. Vázquez; colaboradores Mamie Shea, Lucía Norman, Ignacio Medellín Espinosa, Ricardo Flores Magón, Teresa Villarreal González, Andrea Villarreal González, Manuel H. Hugues, Manuel Larragoity, Pedro Ramírez Caule, Melchor Curiel, María Talavera, R.H. Sámano y Blas Lara Cáceres.

(13)  Reforma, Libertad y Justicia (mayo-septiembre de 1908), Austin, Texas, McAlester, Oklahoma; director Antonio de Pío Araujo; jefe de redacción Tomás Sarabia Labrada; administradores Jesús Guzmán, Juan Castro; colaboradores José Romero, Sixto Rojas y Ricardo Flores Magón.

(14)  El Progreso (1906-1919), San Antonio, Texas; directores Aurelio N. Flores, Ramón Torres Delgado; administradores Aarón López Manzano y Marcelino A. Ibarra.

(15)  Este artículo con la firma Ricardo Flores Magón apareció con el título "Apuntes para la historia. Mi primera prisión", en el número 3 de Libertad y Trabajo, del 23 de mayo de 1908. El 9 de enero de 1909 bajo el título de "Behind the Bars" y simulando ser parte de una entrevista otorgada por Ricardo Flores Magón a George H. Shoaf, apareció en The Appeal to Reason (Girard, Kansas, EUA).

(16)  Ricardo Flores Magón (Los Ángeles, California) a Antonio de P. Araujo (Austin, Texas), 28 de mayo de 1908. En Ricardo Flores Magón, Obras Completas, Correspondencia 1 (1899-1918), vol. 1, México, Conaculta, 2001, pp. 450-451.

(17)  Véase Miguel S. Diebold (Saint Louis, Missouri) a Encargado de Negocios de México (Washington, D.C., EUA), 18 de junio de 1908. AHSRE LE-9541/2, f. 444, y Diebold a SRE (México, D.F.), 9 de junio de 1908, idem. LE-932, t. 2, f. 294.

 

México, D.F., julio de 2004 Jacinto Barrera Bassols.



Fuente:

Obras Completas de Ricardo Flores Magón. ARTICULOS POLITICOS SEUDONIMOS. VOLUMEN V.
Artículos escritos por Ricardo Flores Magón bajo los seudónimos de Escorpión, Anakreón y Netzahualpilli.
Jacinto Barrera Bassols INTRODUCCIóN, COMPILACIÓN Y NOTAS. Consejo Nacional para la Cultura y las Artes. México, 2005.