Buscar en  
  Página principal

  Conquista

  Independencia

  Revolución

  Siglo XXI

  Siglo XX

      1990-1999

      1980-1989

      1970-1979

      1960-1969

      1950-1959

      1940-1949

      1930-1939

      1920-1929

      1910-1919

      1900-1909

          1909

          1908

          1907

          1906

          1905

          1904

          1903

          1902

          1901

          1900

  Siglo XIX

  Siglo XVIII

  Siglo XVII

  Siglo XVI

  Siglo XV

Siglo XX > 1900-1909 > 1902

4. ¡Pobre San Luis!
El Hijo del Ahuizote, núm. 824, 17 de agosto de 1902, p. 1456

 

Con pena hemos sabido, que el ingeniero Blas Escontría (1) ha sido impuesto por el centro al pueblo potosino, para conducir de una vez a la ruina al desdichado estado de San Luis Potosí.

Blas Escontría, el débil gobernador de San Luis Potosí, es el hombre a propósito para implantar en dicho estado el despotismo que de una a otra frontera del país se cierne fatídico. El empleado sumiso y obediente acata cuanta consigna vaya del centro; de modo que, el que ayer fue inofensivo funcionario, es hoy uno de los mejores y más eficaces instrumentos de que disponen el general Díaz y el clero, para perseguir y aun exterminar en el estado cuanto movimiento democrático surja anhelando civismo, reclamando libertad.

Esta imposición y otras demuestran, que no de un modo gratuito se ha levantado en la República ese rumor de sorda protesta, que desaprueba la política absolutista que tanto agrada al general Díaz, pero que lastima, hiere e injuria porque menosprecia la soberanía del pueblo.

El pueblo de San Luis Potosí está harto de Escontría. Este débil funcionario, decidido aliado del clero, ve con deleite jesuítico que el fraile escupa las instituciones. Las violaciones a las Leyes de Reforma se suceden día a día, a ciencia y paciencia, como diría el obispo Montes de Oca, (2) de las ya no conciliadoras sino fanáticas autoridades. Los derechos del hombre, esos santos derechos de que tanta burla hacen los seudocientíficos limantouristas, los impulsivos reyistas y la caterva clerical, yacen ajados por el formidable contubernio del militarismo y el clero.

Escontría ha sido reelecto. Este mal funcionario sirve a cuatro amos: Díaz, Reyes, Limantour y el clero. A los cuatro obedece ciega y lealmente; pero nunca al pueblo. ¿La prueba? Ahí están confinados, en lo que se llama penitenciaría de San Luis Potosí, seis ciudadanos, que en otro país, donde hubiera moralidad administrativa, serían objeto de honores y de distinciones, pero que aquí donde la ley sólo existe de nombre, son objeto de asechanzas y de violencias. Esos ciudadanos son los señores ingeniero Camilo Arriaga, (3) profesor Librado Rivera, (4) periodista Juan Sarabia, (5) licenciado Antonio Díaz Soto y Gama, (6) periodista José Millán (7) e impresor Rafael B. Vélez Arriaga. (8)

Escontría permitió que fuese perseguido el Club Liberal Ponciano Arriaga (9) y reducidos a prisión los principales de sus miembros.

Escontría ha hecho de la cosa pública una torta de pan a la que ha adherido a sus parientes, a sus amigos y a sus aduladores.

Escontría permite, puesto que no pone el remedio, que jueces y magistrados litiguen negocios ajenos en los tenebrosos tribunales potosinos, en los que la justicia es una cortesana que otorga sus caricias al más rico, al más influyente o al más mocho.

Escontría persigue a la prensa independiente y liberal, a pesar de que sus órganos en la prensa proclaman que hay libertad de imprenta.

Escontría sostiene jefes políticos como Dueñas y los demás, que serían aptos para hacer zapatos o manejar el azadón, pero no para regir los destinos de un pueblo ávido de justicia y libertad.

Escontría sostiene profesores mochos como Blas Rodríguez y otros, destituyendo y encarcelando a los maestros liberales como el digno Librado Rivera.

Y sin embargo, Escontría ha sido reelecto, amparado como está por sus cuatro amos: Díaz, Reyes, Limantour y el clero. El triunfo del bonete y las bayonetas.

La democracia ha hecho bancarrota entre nosotros. Damos el pésame al pueblo potosino porque tendrá cuatro años más de despotismo.

 

Escorpión (Ricardo Flores Magón). 

 

(1)   Blas Escontría. Ingeniero. Gobernador de San Luis Potosí (1898-1906). Secretario de Fomento (1905-1907).

(2)   Ignacio Montes de Oca y Obregón (1840-1921). Eclesiástico guanajuatense. Egresado de la Universidad Gregoriana de Roma (1863) y de la Academia de Nobles Eclesiásticos (1865). Capellán de las tropas pontificias, camarero secreto del papa Pío IX y capellán de honor de Maximiliano en México. Primer obispo de Tamaulipas (1871), de Linares (1879) y de San Luis Potosí (1885). Salió de México en 1914. Murió en el exilio. Traductor, literato y poeta (Ipandro Acaico). Perteneció a la Academia de la Lengua.

(3)   Camilo Arriaga (1862-1945). Ingeniero potosino egresado de la Escuela Nacional de Ingenieros. Sobrino nieto del constituyente Ponciano Arriaga. Participó en las protestas contra el presidente Manuel González, que decretó la sustitución de monedas de plata por monedas de níquel. Diputado local (1888) y federal (1890-1898). Intervino en el asunto Cahuantzi. Como presidente del Club Liberal Ponciano Arriaga organizó el Primer Congreso Liberal (1901). Colaborador de El Demófilo, Renacimiento y El Porvenir. En 1902 se exilió en Estados Unidos, estableciendo su residencia en Saint Louis, Missouri. Diferencias políticas con el núcleo del grupo Regeneración en el exilio ocasionaron su distanciamiento definitivo. Regresó a San Luis Potosí en 1908. Participó del llamado Complot de Tacubaya en marzo de 1911. Fue arrestado. Tras su liberación formó parte de la Junta Iniciadora de la Reorganización del Partido Liberal, en la ciudad de México. Durante el huertismo vivió exiliado en Nueva Orleans. En 1920 fue jefe del Departamento Forestal, de Caza y Pesca.

(4)   Librado Rivera Godínez (1864-1932). Originario de Aguacatillos, San Luis Potosí. Educado por el liberal, espiritista y profesor Jesús Sáenz y el pastor metodista Hexiquio Forcada. Profesor normalista y periodista. Participó en el Primer Congreso Liberal de 1901, como miembro del Club Ponciano Arriaga de esa ciudad. Siendo secretario del club, fue encarcelado junto con Juan Sarabia y Camilo Arriaga en enero de 1902. Con ellos y en la cárcel fundó El Demófilo. En agosto se trasladó a México, y colaboró en El Hijo del Ahuizote (EHA). Aprehendido junto con Ricardo Flores Magón (RFM) y los demás redactores el 16 de abril, salió de nueva cuenta de Belén, y pasó a la clandestinidad, emigrando con sus compañeros a Estados Unidos. Siguió el periplo de aquéllos por las ciudades de Laredo y San Antonio, Texas, y Saint Louis, Missouri.

Al formarse la junta Organizadora del Partido Liberal Mexicano (JOPLM), el 28 de septiembre de 1905, fue nombrado primer vocal. Un año después, el 12 de septiembre de 1906, fue aprehendido junto con Aarón López Manzano a petición del empresario William Greene. Tras frustrarse el intento de llevarlo clandestinamente a México, fue liberado a fines de noviembre. A mediados de 1907 se reunió con RFM y Antonio I. Villarreal en la ciudad de Los Ángeles. Fue aprehendido junto con Enrique y RFM el 23 de agosto de 1907. Sentenciado por violación de las leyes de neutralidad. Permaneció en la penitenciaría de Florence, Arizona, hasta agosto de 1910. En 1912 fue nuevamente arrestado bajo la misma acusación y pasó a la cárcel de McNeil, Washington, con Enrique y RFM y Anselmo L. Figueroa. Libre en 1914, regresó a Los Ángeles y se reincorporó a la redacción de Regeneración.

Permaneció al lado de RFM cuando el grupo se dividió en 1917 y firmó junto con él el Manifiesto a los Trabajadores del Mundo, de marzo de 1918, por lo que fue acusado de infringir las leyes de espionaje vigentes durante la primera guerra mundial. Enviado junto con RFM a la penitenciaría de Leavenworth, Kansas, a purgar una condena de quince años. Salió libre el 6 de octubre de 1923, al conmutársele su pena por la deportación. De regreso en México, organizó el grupo Tierra y Libertad en su natal San Luis Potosí. Publicó Sagitario, órgano del grupo Hermanos Rojos. En 1928, desde Doña Cecilia (hoy Ciudad Madero), publicó Avante, periódico suprimido por el gobierno estatal. En 1931 publicó ¡Paso! en la ciudad de México, como órgano del grupo Ideas y Acción. Murió tras un accidente automovilístico al año siguiente.

(5)   Juan Sarabia Díaz (1881-1920). Minero, poeta y periodista, originario de San Luis Potosí. Editó El Demócrata (1889-1902). Secretario del Club Ponciano Arriaga en 1901. Participó en el Primer Congreso Liberal. Con Camilo Arriaga publicó el semanario Renacimiento. Aprehendido junto con Arriaga y Librado Rivera, por sedición y ultrajes a funcionarios públicos, fundó con ellos El Demófilo en la cárcel. Libre en septiembre de 1902, emigró a la ciudad de México, donde colaboró en EHA y reinstaló, con Arriaga, Rivera y otros, el Club Ponciano Arriaga. Fue arrestado de nuevo el 16 de abril de 1903, junto con Manuel Sarabia, Alfonso Cravioto, Santiago R. de la Vega, Enrique y RFM por la campaña antirreeleccionista emprendida en Excélsior y EHA. Al salir de Belén emigró a Estados Unidos junto con Enrique y RFM y se incorporó a la redacción de Regeneración. Al establecerse la JOPLM en la ciudad de Saint Louis, fue nombrado vicepresidente de la misma. Redactó parte del programa del PLM de 1906.

Estuvo preso por la acusación de Manuel Esperón y de la Flor de octubre a diciembre de 1905. Fue arrestado en Ciudad Juárez el 19 de octubre de 1906, mientras preparaba la toma de dicha ciudad. Procesado en Chihuahua en enero de 1907, fue sentenciado a siete años de prisión en San Juan de Ulúa. Salió de ese lugar en junio de 1911. Distanciado ya de la JOPLM, al lado de Antonio I. Villarreal, formó la Junta Iniciadora de la Reorganización del PLM en la ciudad de México. En 1912 fue elegido diputado por el primer distrito de su estado natal. En octubre de 1913, al disolverse las cámaras federales por orden de Victoriano Huerta, fue encarcelado. Al salir en abril de 1914, se refugió en El Paso, Texas. A su regreso en México trabajó en la Biblioteca Nacional. En 1917 fue candidato a gobernador de su estado natal. Murió de tuberculosis en la ciudad de México.

(6)   Antonio Díaz Soto y Gama (1880-1967). Abogado potosino. Uno de los fundadores del Club Liberal Ponciano Arriaga. Vivió en el destierro (1902-1904). Junto con Juan Sarabia presentó un proyecto de ley agraria ante la XXVI Legislatura (1912). Se unió al movimiento zapatista (1914) y fue uno de sus delegados a la Convención de Aguascalientes. Permaneció vinculado a aquel movimiento, como promotor del programa agrario contenido en el Plan de Ayala, hasta 1920, año en que funda y dirige el Partido Nacional Agrarista (PNA). A partir de 1932 fue profesor de derecho agrario en la Facultad de Jurisprudencia. Escribió, entre otras obras: La revolución agraria del Sur y Emiliano Zapata su caudillo.

(7)   José Millán. Periodista. Director de El Demófilo (San Luis Potosí, San Luis Potosí, 1902), mientras Camilo Arriaga, Juan Sarabia y Librado Rivera estaban en prisión.

(8)   Rafael B. Vélez Arriaga. Tipógrafo e impresor potosino. Firmante del Manifiesto de invitación al Partido Liberal (30 de agosto de 1900) promovido por Camilo Arriaga, su primo. En su taller de la ciudad de San Luis Potosí fueron impresos, entre otros, Renacimiento (1900-1902), órgano del Club Ponciano Arriaga; El Diario del Hogar (junio de 1901); Regeneración (junio - julio de 1901); El Demófilo (1902), y El Porvenir (1902).

(9)   Véase el artículo 7.

 

Nota Bene: Véase la nota del editor de las Obras Completas de Ricardo Flores Magón aquí.

 

Fuente: 

Obras Completas de Ricardo Flores Magón. ARTICULOS POLITICOS SEUDONIMOS. VOLUMEN V.
Artículos escritos por Ricardo Flores Magón bajo seudónimos.
Jacinto Barrera Bassols INTRODUCCIóN, COMPILACIÓN Y NOTAS. Consejo Nacional para la Cultura y las Artes. México, 2005. pp.28-31.