1886
Discurso de Porfirio Díaz al abrir las sesiones ordinarias del Congreso. Abril 1, 1886. Discurso de Porfirio Díaz al abrir las sesiones ordinarias del Congreso. Septiembre 16, 1886.
Abril 1, 1886. Septiembre 16, 1886.


El General Díaz, al abrir el 12 Congreso el último período de sus sesiones, el 1 de Abril de 1886.

Señores Diputados:

Señores Senadores:

Desde la clausura de las últimas sesiones nada notable ha ocurrido que pueda entibiar, ni menos poner en peligro, las buenas relaciones que seguimos cultivando con las naciones amigas.

A mediados de Febrero de 1885, nuestro Gobierno tuvo noticia de que una goleta americana había salido de Panzacola para Cayo Arenas, con el objeto de exportar guano clandestinamente.

Dictadas contra ese abuso las necesarias providencias por las Secretarías de Relaciones, Guerra y Fomento, sobrevino un incidente que, aunque en el público se ha creído de alguna trascendencia, tiene que resolverse de conformidad con la justicia y en armonía con la cordial inteligencia que existe entre México y los Estados Unidos.

La casa Murguiondo de Baltimore había hecho un contrato con nuestra Secretaría de Fomento, para la exportación del guano de Cayo Arenas, contrato que caducó legalmente, por no haber cumplido dicha casa con alguna de las obligaciones en él estipuladas.

Con posterioridad los Sres. Murguiondo y Compañía demandaron ante los tribunales de su país á los dueños y capitanes de dos buques que habían tomado aquel artículo sin su permiso, y entonces los demandados alegaron que Cayo Arenas no era territorio mexicano.

Esto dió lugar á que nuestra Legación hiciese al Departamento de Estado en Washington ciertas explicaciones, cuyo resultado deberá ser que el Gobierno de los Estados Unidos no abrigue duda alguna respecto al derecho con que hemos poseído y continuamos poseyendo la Isla de Cayo Arenas.

En 23 de Enero último el Gobernador del Estado de Chihuahua comunicó por telégrafo á la Secretaría de Guerra, que el 11 del mismo mes una fuerza mexicana se había batido en un punto llamado Tiopar, en la Sierra de Bavis, con más de doscientos indios mandados por oficiales extranjeros, haciéndoseles cinco muertos, entre ellos un capitán.

De nuestra parte hubo también muertos y heridos, contándose entre los primeros dos individuos que fungían, como mayor el uno y el otro como teniente.

Desfigurado el suceso al trasmitirse la noticia á periódicos americanos, llegó á sospecharse en los Estados Unidos que la muerte del capitán Grawford, ocurrida en el encuentro de Tiopar, había sido intencionalmente causada por nuestra fuerza, la cual, según dichas publicaciones comprendió que hacía fuego contra oficiales del ejército de aquella República.

A tal punto se excitó la opinión en ambos países por ese acontecimiento, que los dos Gobiernos se han visto obligados á mandar que se practique una averiguación escrupulosa de los hechos.

Por mi parte, y en vista de lo averiguado hasta hoy, abrigo la convicción de que en el referido encuentro nuestra fuerza entendió que se batía con indios hostiles, porque iba sobre la huella de una gavilla de salvajes, y del robo que, á más de otros crímenes habían cometido, no pudiéndose figurar que se les hubiese unido un grupo considerable de indios de aspecto semejante al de los otros, y entre los cuales había poquísimos soldados ú oficiales de los Estados Unidos.

La muerte de valientes y ameritados oficiales ciudadanos de las dos naciones es un suceso muy digno de lamentarse; pero á nuestra fuerza, compuesta de voluntarios rurales de Chihuahua le quedará, en todo evento la excusa de que no pudo tomar por amigos á los indios que tenía al frente, cuando era bien sabido que, conforme al convenio sobre el paso de tropas por la frontera, tan sólo las tropas regulares de las dos Repúblicas pueden pasar recíprocamente la línea divisoria al ir persiguiendo de cerca á una partida de salvajes.

La Secretaría de Relaciones remitirá al Senado el protocolo firmado el 5 de Diciembre último, entre nuestro Ministro en Washington y el Secretario de Estado, prorrogando por dieciocho meses el plazo fijado en el art. 8 de la Convención de 29 de Julio de 1882, para la organización, por ambos Gobiernos, de una Comisión internacional de límites, con objeto de restablecer los monumentos limítrofes y dejar bien marcada la línea divisoria entre México y los Estados Unidos, al Oeste del Río Bravo.

Me permito recomendar á la ilustrada consideración de dicha Cámara el pronto despacho de este negocio, así como el de las convenciones con los Estados Unidos, que en el anterior período legislativo quedaron pendientes, sobre Correos y sobre extradición de criminales.

Continúa nuestra amistosa inteligencia con el actual Gobierno de Guatemala. A fin de darle la solidez necesaria, basándola en mutuos intereses, se está en espera de algunos datos para la celebración de un tratado de amistad y comercio, y de una convención telegráfica entre las dos Repúblicas, habiéndose ya procedido á la negociación de un tratado de extradición de criminales, y de otro para el establecimiento de una Comisión mixta que decida las reclamaciones del uno al otro gobierno.

Hechas ya, por medio de un protocolo adicional, algunas correcciones de forma en el tratado de Comercio y navegación que firmaron en esta capital el plenipotenciario mexicano, nombrado al efecto, y el Ministro ad hoc de los Reinos Unidos de Suecia y Noruega, se remite ese tratado á la Cámara de Senadores para los efectos constitucionales.

Recientemente se enviaron instrucciones á nuestro Ministro en Washington, para que con el Representante de China en aquel país celebre un tratado de amistad, comercio y navegación entre México y el Celeste Imperio.

La delicada salud de dicho representante y su próximo regreso á Pekín, han impedido comenzar las negociaciones; pero estoy informado de que entrará en ellas el nuevo Ministro chino que dentro de poco llegará á los Estados Unidos.

Ninguna dificultad ha surgido en las relaciones del Ejecutivo de la Unión con los Gobiernos de los Estados, y la tranquilidad pública, se conserva sin alteración en todo el país.

Cesó la situación anómala creada en el Estado de Coahuila por circunstancias bien conocidas de la Representación Nacional. Los Poderes locales han sido elegidos conforme á la Constitución respectiva, y hoy funcionan con toda regularidad.

En virtud de la declaración hecha por el Senado, de haber desaparecido los Poderes públicos de Nuevo León, el Ejecutivo, con aprobación de la misma Cámara, nombró al Gobernador provisional que actualmente funciona. Las providencias dictadas con semejante motivo aseguran la paz y tranquilidad de aquel Estado.

El pueblo de Yucatán, obedeciendo á su Constitución, eligió á sus mandatarios, quienes ya tomaron posesión de sus respectivos puestos.

En uso de las facultades concedidas al Ejecutivo, se han dictado últimamente algunas disposiciones con el fin de organizar convenientemente los fondos municipales en el Territorio de Tepic, y se han pedido, además, los datos para formar un plan de arbitrios definitivo y ajustado á las necesidades de aquellos Ayuntamientos.

Diversas medidas se han adoptado en la importante materia de la salubridad pública. El Consejo Superior del ramo, sin desatender sus labores ordinarias, estudia los medios que recientemente han dado mejores resultados para contrariar la aparición y desarrollo de enfermedades epidémicas, con especialidad del cólera asiático, cuyo germen, por desgracia, no se ha extinguido en Europa durante el invierno.

Se ha procurado también favorecer la propagación de la vacuna y el saneamiento de las poblaciones. Con relación á este último, la más interesante de las providencias acordadas ha sido la iniciación en el Distrito Federal de nuevos y serios trabajos para realizar, lo más pronto posible, el desagüe del Valle.

La ley de 11 de Diciembre último elevó al cuarenta, el veinticinco por ciento que el Ayuntamiento de la capital recibía del derecho de portazgo, siendo el objeto de ese aumento, que la Corporación consagrase anualmente una suma considerable á la realización de aquella obra, de la que se ha hecho cargo por las consideraciones expuestas en la iniciativa que sobre el asunto remitió al Congreso la Secretaría de Gobernación.

El Ejecutivo expidió en 2 de Febrero último el reglamento para la observancia de la citada ley y, de acuerdo con lo que él dispone en su art. 1, se nombró y ha quedado establecida la Junta Directiva de las obras.

Desde ahora se emprenden ya éstas con mayor actividad, y es de esperarse que ese trabajo gigantesco, tanto tiempo deseado, quede concluido dentro de pocos años, haciendo de la capital de la República una de las ciudades más sanas y hermosas de América.

En el servicio postal se han introducido varias mejoras, algunas de las cuales señalaré sucintamente.

Se han creado nuevas líneas, ya con el fin de ligar poblaciones que antes carecían de comunicación, ya con el de hacerla más rápida, para lo cual se han mejorado los medios de transporte, empleando en varias líneas carruajes en vez de caballos, aumentando el número de expediciones y utilizando, en la mayor escala posible, las vías férreas existentes.

Se han creado algunas nuevas oficinas, y se ha, mejorado el personal y dotaciones de los empleados del ramo, cuando así ha parecido necesario para el mejor servicio.

La Administración de Paso del Norte es hoy una oficina importantísima de cambio con el extranjero. Tanto por este motivo, como para rendir un merecido tributo de respeto á la memoria del inmortal Juárez, se acordó comprar la casa que en la época de la Intervención ocupó allí el ilustre patricio, y se dispuso que, con las reparaciones convenientes, se utilizara como oficina de Correos.

Para facilitar la circulación de libros de enseñanza, que tanto influyen en el progreso intelectual del pueblo, se redujo á la mitad el porte que por ellos se pagaba, anteriormente. Se ha hecho extensivo á toda clase de artículos transmisibles por la posta, el derecho de certificación que antes sólo disfrutaban los de primera clase.

Ambas reformas, decretadas en uso de las facultades que el Código Postal otorga, al Ejecutivo, empiezan á producir el resultado que era de esperarse, pues ha aumentado considerablemente el número de libros y de certificados que se envían por el correo.

Pronto se someterán á, la aprobación del Senado las reformas y adiciones acordadas en el último Congreso de Lisboa á la Convención Postal Universal de París. Todas las que México aceptó nos son favorables, como lo verá esa honorable Cámara, y mejorarán, á mi juicio, el servicio internacional de correos.

No obstante la crisis que la Nación ha sufrido desde hace más de dos años, y que coincidió con la reforma postal, el deficiente originado por la reducción de portes, que se calculaba en doscientos cuarenta mil pesos anuales, no ha llegado á esa suma en ninguno de los dos años; y como el déficit disminuye cada día, hay motivos para esperar que, mejorándose la situación general de la República, aumentarán las comunicaciones postales, en términos de que se nivelen los ingresos con los egresos del ramo.

En el mes de Noviembre se pactó con la Compañía de vapores ingleses de las Indias Occidentales, el transporte .de la correspondencia entre Europa, Sud-América y la República, sin subvención de ninguna especie, lo mismo que se había contratado pocos meses antes con la Empresa de vapores alemanes, con la inglesa de la Línea Harrison y con la del Vapor "City of Topeka."

Otro tanto se acaba de arreglar con la Empresa de vapores de la "Mala Real Inglesa," que, anteriormente recibía fuertes sumas por ese servicio.

A fin de no interrumpir la comunicación, menos frecuente, entre nuestros puertos del Pacífico, se acordó la prórroga de los contratos cuyos plazos habían terminado, con las Empresas de la "Mala del Pacífico" y de los "Vapores de California," obteniéndose algunas ventajas para el Gobierno, en los nuevos convenios, particularmente en el celebrado con la última, en virtud del cual se redujo en una cuarta parte la subvención de dos mil pesos que antes disfrutaba por cada viaje redondo.

El Ejecutivo, persuadido de la necesidad de dotar al Distrito con una buena Penitenciaría, consagra á la obra especiales esfuerzos, y procura, que continúen los trabajos de su construcción con la mayor actividad, proponiéndose no abandonarlos ni un momento, hasta que se vea realizada esa trascendental mejora.

En cuanto lo han permitido los fondos de la Beneficencia Pública, se han hecho en los establecimientos que de ella dependen, diversas reformas, vigilándose y mejorándose, en lo posible, la administración de todos los asilos y hospitales.

Debo mencionar especialmente la Escuela Correccional de Artes y Oficios, que progresa cada día, y en la que se ha conseguido, mediante la organización del trabajo en los talleres, cubrir con sus productos una buena parte de sus gastos.

Me es satisfactorio manifestar al Congreso que el Nacional Monte de Piedad tocó ya al fin de la lamentable crisis que ocasionara la suspensión de sus pagos; pues adeuda apenas el nueve por ciento de sus créditos y tiene pactado el pago á plazo de la mayor por parte, con fundada esperanza de que dentro de pocos meses quede expedito para aprovechar íntegramente sus recursos en beneficio de la clase pobre, habiéndose logrado ya que las operaciones de empeño se verifiquen mensualmente por sumas de cerca de cien mil pesos.

El Gobierno, á pesar de sus penurias fiscales, ha reducido su deuda con el Monte de Piedad á menos del cincuenta por ciento, comprendiendo la necesidad de ayudar eficazmente á esa institución.

La policía rural y la urbana llenan cumplidamente los objetos de su instituto, velando por el mantenimiento del orden y de la seguridad pública.

Con motivo de la alarma que han producido los últimos atentados contra las vías férreas, el Ejecutivo ha dictado, en la órbita de sus facultades, las medidas necesarias para la represión de esos crímenes, y promoverá ante el Congreso las que considere indispensables.

Para la mejor ejecución de la ley de 11 de Diciembre último, la Secretaría de Justicia expidió el reglamento del Registro de Comercio; y á fin de que tuviera su cumplimiento en toda la República, dirigió una circular á los Gobernadores de los Estados, recomendándoles dictasen las disposiciones necesarias para su observancia.

En 15 de Diciembre de 1885 fué promulgado el decreto que establece un Juzgado de Distrito en la ciudad de Tepic, y dicho Juzgado se instaló desde el 28 de Enero siguiente.

Verificadas con arreglo á la ley las elecciones de algunos Magistrados y Jueces del Distrito Federal, los funcionarios electos tomaron posesión de sus cargos el día 19 del año.

La Comisión encargada de formar la ley orgánica, del art. 96 de la Constitución y el Código de Procedimientos en el fuero federal, ha concluido el título preliminar de dicho Código, y procura poner término, lo más breve posible, á sus importantes trabajos.

El Ejecutivo, secundando los esfuerzos de la Junta de Vigilancia de Cárceles, por el mejoramiento de las prisiones, autorizó el gasto necesario para la instalación de talleres en la Cárcel Nacional de Belem.

Dichos talleres han quedado últimamente establecidos, y producen las ventajas que eran de esperarse en el régimen penitenciario.

Con el objeto de que se estudie especialmente la historia de México, se ha iniciado la creación de una nueva cátedra en la Escuela Nacional Preparatoria.

En la de Comercio se ha establecido también una cátedra de Estadística é Historia del Comercio, materias que antes estaban acumuladas en el ramo de Geografía, y cuya separación se hacía necesaria.

En la misma Escuela se proveyó por oposición la cátedra de alemán, y otro tanto se hará próximamente con la de francés, vacante por muerte del que la desempeñaba.

En la Escuela de Sordomudos se ha iniciado el establecimiento de talleres para los alumnos de uno y otro sexo, con lo cual se les facilitan los medios de consagrarse á una ocupación lucrativa.

La Secretaría de Justicia, con el empeño que la importancia del asunto requiere, se ocupa en la formación del programa de estudios y reglamento de la Escuela. Normal, para cumplir con el decreto relativo á un establecimiento de tan notoria importancia.

En la Biblioteca Nacional se han terminado todas las obras emprendidas para el mejor servicio público y á que en otra, ocasión me he referido. Continúa la Biblioteca enriqueciéndose con la adquisición de nuevos libros, y el número de lectores aumenta notablemente, en términos de que en 1885 ha llegado á más del doble de lo que fue el año anterior.

En cuanto á los ramos que dependen de la Secretaría de Fomento, puedo aseguraros que, no obstante las escaseces del tesoro, ninguno de ellos se ha paralizado por completo.

Comenzando por los ferrocarriles, aunque ha sido pequeño el adelanto que han tenido de Septiembre á la fecha, en casi todos han continuado lentamente los trabajos de construcción, siendo en la actualidad seis mil dieciocho el número de kilómetros que hay concluidos y en explotación en la República.

Con arreglo á la autorización que dió últimamente el Congreso al Ejecutivo, se han reformado y se continuarán reformando algunas de las concesiones de ferrocarriles, procurándose obtener ventajas para la Nación.

Entre ellas debe contarse la de haber limitado la libertad de derechos de importación de los efectos destinados á construir y á explotar las vías férreas, ventaja que se está consiguiendo en cada una de las reformas, mediante alguna compensación equitativa.

El importante ramo de telégrafos demandaba urgentemente una reorganización absoluta que, además de 'mejorar el servicio, permitiese introducir economías en los gastos. Ambos objetos se han conseguido, como podrá apreciarlo el Congreso por la breve enumeración que haré de las reformas y de sus resultados.

Aunque la red federal había llegado á tener veintiún mil kilómetros, no todas sus líneas constituían Vías generales de comunicación.

Siendo una buena parte de interés local, se ha concedido la explotación de ella á los Estados, mediante contratos con bases equitativas y por tiempo limitado, ayudándoseles con una cantidad moderada para los gastos de conservación.

Se han celebrado hasta ahora veinte contratos para cesión de líneas, con otros tantos Estados, consiguiéndose economizar, de esta manera, los gastos que importaban la conservación de más de cinco mil kilómetros de líneas telegráficas y el servicio de noventa y tres oficinas.

Si á esto se agrega la supresión de otras quince oficinas que no eran necesarias, el haber disminuido el personal por la nueva organización que se le ha dado, y la rescisión de los contratos que había celebrados para conservar las líneas, se tendrá idea de las economías realizadas, y esto sin menoscabo alguno en el servicio.

Por el contrario, es notoria la mejora alcanzada en las comunicaciones que, en lo general, se tienen ahora diariamente entre la capital y los remotos extremos de la red telegráfica.

Para, conseguir esto, hubo también que reparar prontamente la mayor parte de las líneas que se hallaban en mal estado, lo cual se llevó á cabo con la mayor economía, y sin desatender los trabajos de construcción que se están ejecutando, á fin de que se encuentre ligada la capital de la República con todas las de los Estados, con los puertos y con los puntos más importantes de sus fronteras.

Han continuado sin interrumpirse los trabajos de medición y deslinde de terrenos baldíos, en varios de los Estados. Según los planos y expedientes de diligencias que se han recibido en la Secretaría de Fomento, se han medido y deslindado, de Septiembre IL la fecha, muy cerca de siete y medio millones de hectáreas en Chihuahua y la Baja California.

Esta superficie se ha obtenido por trabajos de Compañías deslindadoras, y no comprende las fracciones denunciadas y medidas por particulares, con arreglo á la ley de 30 de Julio de 1863.

Los temores y alarma, que despertaron en algunos propietarios las autorizaciones dadas á diversas 'compañías, para la habilitación de terrenos baldíos, juzgo que han cesado, tanto por las disposiciones dictadas por la Secretaría del ramo y que han visto la luz pública, como por las explicaciones dadas á las comisiones enviadas por los propietarios y que se han acercado á la misma.

Unas y otras han dado á conocer las miras con que se ha procedido en el asunto, sin que pueda ser motivo de censura, según cree el Ejecutivo, el empeño que ha demostrado en descubrir para la, Nación, terrenos que han estado abandonados ú ocupados su título legal.

No ha faltado movimiento en el ramo de colonización. Se ha establecido una colonia extranjera, con más de trescientos individuos, en el punto de Piedras Verdes, en el Estado de Chihuahua.

Otra colonia de doscientas nueve personas ha Comenzado á establecerse en las orillas del río Colorado, Estado de Sonora, y están llegando inmigrantes para otra que se ha de fundar en la Baja California.

Especial atención se ha consagrado á los interesantes asuntos de minería. Unificada la legislación respectiva por la reforma que se hizo á la Constitución, y encontrándose ese ramo bajo una dirección uniforme, puede llegar á obtener gran desarrollo, como una de las principales industrias del país, si se logra, sobre todo, que los Estados, inspirándose en sus propios intereses y en el general de la Nación, la libren de los gravámenes que hoy pesan sobre ella.

Diversas disposiciones emanadas de la Secretaría de Fomento están dando por resultado la reunión de datos importantes sobre registro de la propiedad minera, y sobre minas abandonadas, así como en lo relativo á causas de la decadencia de la minería. Una vez ordenados esos datos, se les dará publicidad, y se iniciarán las medidas que ellos mismos indicaren.

Se han pedido igualmente noticias sobre zonas auríferas, y se están haciendo exploraciones de algunas de ellas, con el fin de darlas á conocer y promover su explotación.

La concesión hecha á la Compañía Francesa del Boleo que explota el mineral de Santa Águeda en la Baja California, ha dado buenos resultados, pues sus trabajos han quedado establecidos, y ha comenzado á hacer viajes entre el nuevo puerto de Santa Rosalía y los de Mulegé y Guaymas, un vapor de la misma Compañía.

Con no menos interés se han visto los ramos de agricultura y de comercio, continuando la Secretaría de Fomento sus labores de propaganda, por medio de distribución de plantas, semillas y publicaciones. Para atender á la piscicultura nacional, se ha logrado ya que el vivero de Chimalhuacán contenga gérmenes del país y también muchos importados.

Sensible es tener que informar á las Cámaras que las Compañías tituladas "Transatlántica Mexicana" y de "Navegación," se han visto obligadas á suspender los viajes que hacían sus vapores, á consecuencia del embargo de éstos en el extranjero.

Oportunamente se rectificó la especie de que el Gobierno había contribuido á ese contratiempo, por falta de pago en las subvenciones asignadas.

Estudiándose al presente las respectivas concesiones, á su tiempo tomará el Ejecutivo la intervención y las medidas que reclame el asunto, en favor de los intereses nacionales.

Para concluir con el ramo de Fomento, sólo me resta recomendar eficazmente al Congreso el despacho de las iniciativas que le ha enviado la indicada Secretaría.

Entre ellas se encuentra la relativa á la autorización que se necesita para acuñar moneda fraccionaria, cuya urgencia es notoria por la grande escasez que hay de ella y los perjuicios que esto causa á la clase menesterosa.

Son también de importancia las que se refieren á patentes de invención, á la reglamentación del uso de las aguas públicas que se consideren bajo el dominio federal, y á la conservación de los bosques.

Por lo que toca al departamento de Hacienda, me complazco al manifestaros que, si bien la crisis económica no puede decirse que esté conjurada, la situación va mejorando gradualmente, y es de esperarse que, á la sombra de la paz, y en virtud de la perseverancia de la Administración en la senda del orden y economía, se logre salvar una de las más serias dificultades que se han presentado al Gobierno.

Las rentas federales, durante el primer semestre del presente año fiscal, han producido la suma de doce millones novecientos diez y siete mil setenta y tres pesos cuarenta centavos. Comparada esta recaudación con la habida en igual período del año anterior, se advierte desde luego que los ingresos, aunque lentamente, van aumentando, merced á la eficacia en el cobro de los impuestos.

Se procura empeñosamente perfeccionar la recaudación, ya reprimiendo con energía el contrabando, para lo cual prestan un servicio digno de especial mención la gendarmería fiscal y los resguardos de las aduanas, ya ejerciendo una constante inspección en las oficinas recaudadoras, por medio de frecuentes visitas para mejorar así el sistema de despacho y dotar á la Administración de este ramo de un personal que por su moralidad y aptitud pueda cooperar á los propósitos del Gobierno.

Se han creado algunas secciones aduanales en ciertos lugares despoblados de nuestro extenso litoral, para evitar el tráfico clandestino y dar facilidades al comercio.

Con igual mira se ha ido reformando la Ordenanza de Aduanas en todos aquellos puntos en que lo ha aconsejado la experiencia. Están en estudio otras importantes modificaciones, esperándose sólo para darles forma, oír la autorizada opinión de ciertas sociedades que representan nuestros intereses agrícolas, industriales y mercantiles.

Con puntualidad hasta hoy y con sólo los recursos naturales del Erario, se han podido cubrir los gastos decretados por el Congreso, no tan sólo los relativos al personal de la Administración, sino también algunas sumas considerables destinadas á la conservación y reparación de los palacios y otros edificios nacionales, así como el pago de ciertos créditos de deuda flotante, anteriores al actual período.

En algunas de estas deudas estaba empeñada la fe de la República; en otras el pago significaba la eficaz cooperación del Poder Público para levantar y sostener establecimientos que merecen protección, como el Nacional Monte de Piedad, ó bien influía necesariamente en conservar instituciones de crédito que, como el Banco Nacional, están llamadas á prestar importantes servicios para el desenvolvimiento de la riqueza pública.

En mi anterior Informe tuve la honra de exponeros los motivos que decidieron al Ejecutivo á expedir las leyes de 22 de Junio del ario anterior, y además el Ministro del ramo os impuso extensamente del asunto.

En la ejecución de esas leyes, lejos de encontrarse dificultades para el desarrollo de su pensamiento fundamental, se han llevado sus disposiciones al terreno de la práctica con resultados satisfactorios.

Al finalizar el último año económico, la marcha de la Administración era imposible, por la enorme suma que representaba la deuda flotante de pronto y ejecutivo pago, y por las fuertes asignaciones que pesaban sobre todas las oficinas recaudadoras.

Mas en virtud de dichas leyes, se hizo expedita la acción del Ejecutivo, que desde luego pudo, dentro de sus prescripciones, celebrar nuevos arreglos con los principales acreedores de la deuda flotante, conciliando la existencia regular de los Poderes Públicos, con la obligación de atender al pago de ciertos créditos.

Hay que decir en honra de los acreedores, que el Ejecutivo ha encontrado en ellos la mayor deferencia y la mejor voluntad para cooperar á la realización de su pensamiento. No sólo han concedido las nuevas esperas que en algunos casos se han pactado, sino también consentido espontáneamente en reducir las asignaciones que antes disfrutaban sobre las rentas.

De esta manera se ha podido, sin grandes sacrificios, atender á las necesidades más urgentes de la Administración, y destinar una parte de los ingresos al cumplimiento de estos nuevos compromisos.

La Dirección de la Deuda pública se ha instalado en esta capital y funciona con toda regularidad, habiendo comenzado el examen y depuración de los créditos que se han presentado para su conversión. La Agencia financiera mandada establecer en Londres comenzará sus labores próximamente.

Para evitar que el establecimiento de estas oficinas viniera á aumentar los gastos públicos, se dispuso que funcionarios y empleados que por otro concepto disfrutaban de un sueldo, y que pudieran separarse temporalmente de sus puestos, fueran á prestar este servicio, mientras las circunstancias del Erario no permitieran otra cosa.

Convencido de que el restablecimiento del crédito traerá la solución de nuestras graves complicaciones hacendarias, considero una obra patriótica perseguir la realización de ese objeto.

El Ejecutivo continuará, pues, por la senda que con ese fin se ha trazado, pudiendo asegurar á los representantes de la Nación que no desmayará en sus propósitos hasta que el pago puntual de los intereses, que ha de comenzar sin duda el 1 de Julio próximo, devuelva á la República el crédito y buen nombre que tiene derecho á disfrutar entre los pueblos cultos.

En el día que la Constitución señala, se presentó por el Ministro del ramo á la Cámara de Diputados, la cuenta del anterior ejercicio fiscal y el presupuesto de gastos para el año venidero, procurándose en éstos una considerable reducción, hasta donde lo permite el servicio público.

En la iniciativa de la ley de ingresos se consulta la subsistencia únicamente de aquellos impuestos cuyo producto se estima estrictamente necesario.

La depreciación de la plata, que está causando hondas perturbaciones en el comercio del mundo, tiene para .México una especial trascendencia.

Como era natural, esta notable baja de valor en el principal artículo de nuestra producción exportable, ha preocupado la atención del Gobierno que procura, en la esfera de su posibilidad, buscarle un remedio.

Son tan numerosos y encontrados los intereses que afecta esta cuestión monetaria que, ciertamente, no habrá de ser resuelta por el influjo aislado de una nación en particular, sino .que necesita el concurso y acuerdo de los Estados más poderosos.

Así es que el esfuerzo del Ejecutivo tiene que limitarse á preparar algunos arreglos internacionales, única forma eficaz de proteger los intereses de la República. En este sentido se está estudiando el asunto.

Se había anunciado la captura de Heraclio Bernal que, se sabe generalmente, ha sido el azote de varias poblaciones de Sinaloa.

No se confirmó esa noticia, pues los aprehendidos fueron un hermano de aquél y otros que lo acompañaban. En tal virtud, se han enviado contra Bernal varias pequeñas columnas, esperándose que basten para exterminar su gavilla.

El 5 de Febrero último ocuparon un pueblo de Yucatán, dos leguas al norte de la villa de Peto, más de mil indios sublevados de Chan Santa Cruz, y después de quemarlo, se dirigieron á Jonotchén.

El Jefe de las armas destacó inmediatamente al Mayor del primer Batallón de Colonias, quien, con ciento cincuenta hombres que completó en Peto, se dirigió el 7 para Jenotchén y batió allí al enemigo, no obstante la superioridad numérica de éste, haciéndole abandonar el puesto que ocupaba y retirarse precipitadamente á sus guaridas.

Hubo por desgracia en la fuerza de Colonias diez muertos y ocho heridos; pero el enemigo sufrió grandes pérdidas, sobre todo en su retirada.

En la actualidad se halla cubierta toda la línea militar frente á los indios sublevados, con los dos batallones de Colonias y el 22 de Línea.

Un pequeño buque está en Progreso para dar avisos oportunos, y dos batallones permanentes se encuentran listos para ser transportados rápidamente cuando lo requieran las circunstancias.

Los indios permanecen en Chau Santa Cruz desde el descalabro que sufrieron en Jenotchén. Se ha remitido el armamento y municiones que se consideran necesarios para poner en pie de guerra á los batallones de Colonias.

En el Colegio Militar se ha completado el número de profesores que marca la ley, disponiéndose que cada uno sirva una sola cátedra, á fin de que el reparto de clases y horas de estudio pueda hacerse de un modo conveniente.

Se han aumentado los instrumentos y aparatos de las clases de Astronomía, Topografía, Mecánica, Física y Química. Se han completado las obras necesarias para la instalación de los alumnos, y se está terminando el local destinado al observatorio astronómico.

Continúa edificándose la Escuela Militar de Tiro; está para terminarse el Cuartel que se construye en Tapachula, y se ha comprado en México el edificio conocido por cuartel de la Libertad.

Varios cuerpos auxiliares han sido dados de baja por haber cesado el motivo que hizo necesaria su formación; y se ejecutará lo mismo con otros que se hallan en igual caso.

Terminóse la carena del vapor "Independencia," con lo cual se ha logrado que este buque mejore sus condiciones, entre otras su velocidad, que ha llegado á doce millas. El vapor "Libertad," cuya carena está para concluirse, deberá quedar en las mismas condiciones del "Independencia;" el remolcador "Xicotencatl" estará listo dentro de poco tiempo.

Se ha dispuesto que el arsenal de Lerma pase á Veracruz, á fin de instalarlo en San Juan de Ulúa. Como el dique flotante ha de venir igualmente á ese puerto, se ha mandado ponerlo en disposición de no sufrir deterioro en la travesía. Arreglados el dique y el arsenal, allí se hará la carena de nuestros buques sin necesidad de enviarlos al extranjero.

El vapor "Demócrata" se encuentra en el Golfo de Cortés, listo para ser utilizado de la manera más conveniente en la campaña de los indios sublevados del Yaqui.

Señores Diputados:

Señores Senadores:

Por el relato anterior habréis comprendido que, así como en la época de mi último Informe, las más serias dificultades con que tropieza la Administración se refieren á la Hacienda pública.

Pero también habréis notado que no han sido estériles los esfuerzos para dominar paulatinamente la crisis con que seguimos luchando.

Mi confianza es profunda en que los medios adoptados hasta ahora, algunos de los cuales aún no se llevan al terreno de la práctica, serán bastantes para salvar de tan penosa, situación al Gobierno y al País, siempre que en adelante, y según lo espero de vuestro patriotismo, no llegue á faltarme la valiosa cooperación del Congreso.

Respuesta del Presidente del Congreso, C. Apolinar Castillo.

Señor Presidente:

El duodécimo Congreso Constitucional de los Estados Unidos Mexicanos ha oído con la más viva atención el Informe que, en cumplimiento del art. 63 de nuestra Constitución política, acabáis de leer, dándole cuenta del estado que guarda la nación.

Felizmente las relaciones de México con las naciones amigas no solamente se conservan en la más perfecta armonía, sino que se acrecientan, extendiéndose á naciones distantes, con las que antes no se habían cultivado, afirmándose, por medio de nuevos tratados y previniéndose con el nombramiento de Comisiones que, restableciendo monumentos destruidos, ó fijando otros nuevos, marquen con toda, claridad los límites de algunas de las naciones vecinas.

Las levísimas dificultades nacidas por causa de la explotación del guano de la isla de Cayo Arenas, y por la muerte accidental de algunos ciudadanos de los Estados Unidos del Norte, en el hecho de armas de Tiopar, en la Sierra del Bavis, que han surgido con el Gobierno de Washington, no tienen importancia alguna, que no pueda resolverse por los principios de la estricta justicia que debe dominar entre pueblos amigos.

La marcha regular de los gobiernos constitucionales de los Estados, sus relaciones cordiales con la Unión y la paz que reina en todos ellos, son un grande motivo de satisfacción que no puede apreciarse bastantemente, sino al recuerdo de aquellas constantes colisiones entre ellos y el Centro, que duraron desde el 57 hasta el 62, que pusieron muchas veces en peligro la paz pública y que no cesaron hasta iniciarse la guerra de intervención francesa.

Las eficaces medidas adoptadas en el ramo de higiene pública, contra el desarrollo de las enfermedades epidémicas, especialmente contra el terrible cólera asiático, y la propaganda de la vacuna, prueban un decidido empeño por salvar al país del azote de las más crueles enfermedades.

Mejoras importantísimas se han introducido en el ramo de Correos, adoptándose para la correspondencia extranjera las reformas y adiciones acordadas en el último Congreso de Lisboa á la Convención Postal Universal de París; reformas y adiciones que indudablemente mejorarán el servicio de la correspondencia extranjera.

Más que estas importantes mejoras en el ramo de Correos, merecen el aplauso de la Representación Nacional los trabajos emprendidos para edificar una Penitenciaría y para llevar á cabo la obra secular del desagüe del Valle; pues ambas mejoras corresponden á una imperiosa necesidad cuya satisfacción hace muchos años viene demandando la cultura de esta capital.

Si á todo lo dicho se agregan las fundadas esperanzas que se tienen de que antes de pocos meses el Nacional Monte de Piedad quedará expedito para aprovechar útilmente todos sus recursos, en beneficio de la clase pobre, es preciso felicitarse de que en tan corto período esta benéfica institución, que parecía extinguida para siempre, vuelva á restablecer el crédito y prestigio que conservó durante tantos años.

No son menos importantes las medidas tomadas para la represión de esos crímenes de lesa civilización perpetrados escandalosamente contra las vías férreas. El Congreso pondrá especial empeño en secundar las miras del Ejecutivo para reprimir semejantes atentados.

Por último, el Congreso no olvidará los grandes servicios que han prestado los Cuerpos de policía urbana y rural. Merced á ellos la criminalidad ha disminuido considerablemente en la capital y los caminos nacionales disfrutan de mayor seguridad.

En el ramo de Justicia é Instrucción pública, aparecen también importantes adelantos. La fundación de nuevas cátedras, la provisión de otras que estaban vacantes, el establecimiento de talleres en la Cárcel Nacional de Belem y en la Escuela de Sordomudos, la adquisición de nuevos libros para enriquecer la Biblioteca Nacional, la elección de nuevos Magistrados y Jueces del Distrito Federal, el reglamento del Registro de Comercio, los trabajos emprendidos para la confección de la ley orgánica del art. 96 y el Código de Procedimientos del fuero federal, son pruebas inequívocas de los trabajos de tan importante ramo.

En el de Fomento hay, entre otras muchas, una mejora que con razón se hace digna de especial mención: la reorganización del ramo de Telégrafos, por medio de la cual, contra lo que raras veces sucede, se ha logrado mejorar el servicio, reduciendo sus gastos.

En cuanto á las concesiones hechas, conforme á la ley de 15 de Diciembre de 1883, para proporcionar á la colonización terrenos baldíos, por medio de empresas particulares que hagan los gastos de medición, deslinde y levantamiento de mapas, las dificultades que menciona el Ejecutivo son, en una buena parte, la consecuencia natural de la falta de administración propia y directa de esos terrenos, de la ignorancia de su extensión y ubicación, y de la falta de títulos que puedan acreditar esa propiedad pública.

Toda la propiedad constituida bajo tales condiciones no ha podido reivindicarse, sino después de una exquisita investigación ó de una larga contención judicial.

El Congreso tiene plena confianza en que el Poder Ejecutivo, en el ejercicio de las facultades que le otorga la ley de 15 de Diciembre citada, obrará con la mayor equidad, conciliando los legítimos intereses de los propietarios particulares con el derecho perfecto que el Gobierno tiene de hacer entrar al dominio público los terrenos que nunca han estado en el dominio particular.

Las investigaciones que con exquisito empeño hace este departamento sobre zonas auríferas, el interés con que ha visto el ramo de Comercio y especialmente el de Agricultura, si, como es de esperarse, dan resultados prácticos, serán sin duda uno de los beneficios más trascendentales para la nación, porque las medidas tomadas en esos ramos contribuirán eficazmente á resolver el difícil problema de la depreciación de la plata que actualmente estudia con vivísimo interés la mitad de las naciones del mundo.

Cuando la laboriosidad de los habitantes de nuestro suelo saque de él todo el provecho que sabe dar al que lo cultiva, esa mercancía denominada "plata," será nuestra última necesidad; y acaso sin ella y con sólo la exportación de nuestros frutos, traeremos á México del extranjero más dinero del que producen actualmente nuestras minas.

Por eso estima tanto la Representación. Nacional el empeño con que el Ejecutivo ha visto el ramo de Fomento, y muy especialmente el de Comercio y Agricultura.

Llegamos al ramo de Hacienda, que en todos los gobiernos constituye la fuerza motriz del complicado mecanismo administrativo; y si bien no podemos felicitarnos de su bonancible estado, puede sí la Representación Nacional asegurar que el Ejecutivo actual no es ni remotamente responsable de la situación lamentable que ese ramo guarda.

Sus esfuerzos, sus sacrificios y combinaciones, ni conocidos ni apreciados bastantemente todavía, no han tenido otro objeto que salvar la mayor de las dificultades que, en su marcha administrativa, se le han presentado.

Todas sus medidas han sido preventivas y reparadoras, y aunque algunas de ellas hayan parecido duras, ante las ingentes necesidades de la existencia política y de la vida civil, se ha visto obligado á apelar á la facultad que, conforme á los principios del derecho público, tienen todos los gobiernos de someter los derechos de los particulares á los grandes intereses sociales.

Y sin embargo, por medio del plan económico que la actual Administración se ha trazado, está cubriendo, con toda puntualidad, sus gastos ordinarios, y ha logrado también cubrir gruesas sumas de la deuda flotante que de la anterior administración recibió á su cargo.

Y no obstante que para realizar su plan de economías ha necesitado rebajar en una buena parte los sueldos de sus empleados, el Gobierno puede felicitarse de haber encontrado en éstos cuanta abnegación se necesitaba para sobrellevar la penuria del Erario y ayudar así con su resignación y buena voluntad al restablecimiento del crédito público.

La Representación Nacional tiene la más plena confianza en que las medidas de orden y economía de este departamento darán el resultado apetecido; y asimismo abriga la convicción de que cubiertos, el próximo mes de Julio, íntegra, y religiosamente, los intereses de la Deuda Pública, quedará restablecido el crédito y buen nombre que México tiene derecho á disfrutar entre todos los pueblos civilizados.

Otras veces, al tratarse del ramo de Guerra, se ha dado cuenta, en este recinto, de grandes calamidades públicas: hoy sólo tenemos que lamentar los hechos insignificantes de Heraclio Bernal, en los pueblos del Estado de Sinaloa, y los de los indios, en Chan Santa Cruz, del de Yucatán, contra los cuales se han dictado ya medidas eficaces y convenientes. Pero hechos de esta clase entran en la vida ordinaria de los pueblos, y en nada afectan su manera de ser.

Por lo demás, en estos solemnes momentos, es verdaderamente satisfactorio poder oír de boca del Ejecutivo, en lugar de partes descriptivos de sangrientas batallas, la narración de trabajos meramente administrativos que tienden á la organización militar.

Preferimos tener que aplaudir la moralidad y disciplina del ejército mexicano, que alabar sus espléndidas victorias, cuyos laureles irían siempre tintos con la sangre de sus semejantes.

Señor Presidente:

Diez años hace que la restauración constitucional puso en vuestras manos, por primera vez, el cargo que habéis vuelto á ejercer, de primer Magistrado de la Nación.

Entonces, como ahora, los mayores conflictos de vuestra, marcha administrativa consistían en la pobreza del Erario nacional.

Debido á incesantes esfuerzos, á la honradez y laboriosidad de aquella Administración, preparásteis una era de paz y prosperidad que nunca había alcanzado la nación.

Los pueblos de Europa, divorciados hasta entonces de nosotros, se daban cita para México, preparándose á fomentar personal y pecuniariamente todas las riquezas amortizadas, por falta de elementos vivificantes, en los fértiles campos y en las valiosas montañas de nuestro extenso territorio.

Aquellos esfuerzos desgraciadamente no tuvieron todos los resultados que se deseaban; pero al menos se obtuvo el bien inestimable de que la, paz siguiera reinando en todos los Estados de la Unión.

El pueblo mexicano, al devolveros de su más plena voluntad la primera Magistratura, os ha creído capaz de restituirle el bienestar que ha perdido. No en vano acudirá reclamando vuestro concurso.

Los pueblos son ricos cuando lo son sus fondos públicos, y éstos lo son por la probidad de sus ecónomos. Al través de vuestro Informe se descubre un pensamiento dominante: el empeño asiduo de restablecer el crédito del Gobierno, para fundar nuevamente y dejar á la República esa era interrumpida de prosperidad que antes habíais preparado, correspondiendo así á la justísima aspiración de todos los mexicanos.

En tan patrióticas tareas el Congreso de la Unión no os abandonará por un momento. Creo interpretar los sentimientos íntimos de ambas Cámaras asegurándolo como os lo aseguro en su nombre.

La Representación Nacional espera, señor Presidente, que con el apoyo de la Nación podréis realizar por completo vuestro noble pensamiento y que, á la vuelta de algunos años, los esfuerzos de vuestra Administración os harán merecedor del nobilísimo título de fundador de la paz y restaurador de la prosperidad nacional.

El General Díaz, al inaugurar el 13 Congreso Constitucional el primer período del primer año de sesiones, el 16 de Septiembre de 1886.

Señores Diputados:

Señores Senadores:

Me congratulo al veros reunidos en esta ocasión solemne, después de verificadas las elecciones en todo el territorio nacional, como un signo de la paz que en él impera y del progreso que ha alcanzado la República; y con singular satisfacción vengo á cumplir mi deber constitucional de exponeros, con la brevedad posible, los hechos administrativos que han tenido lugar desde el primero de Junio del corriente año.

Nuestras relaciones con los Gobiernos extranjeros han seguido, en lo general, bajo el mismo pie de amistad y buena inteligencia.

Sin embargo, en estos últimos días ha ocurrido un incidente que amenazó destruir la armonía y cordialidad reinantes entre esta República y su vecina del Norte.

Un caso de bastante pequeñas proporciones en sí mismo, vino, de modo inesperado y debido á un conjunto de circunstancias adversas, á exaltar las pasiones en una y otra margen del Río Bravo.

Me refiero á lo ocurrido con un periodista americano, de que ya tenéis conocimiento por las publicaciones hechas en el Diario Oficial.

Debemos felicitarnos, porque, en una emergencia semejante, pudo salvarse la dignidad del Gobierno y el buen nombre del país sin un conflicto serio, merced á la conducta prudente y estrictamente legal de los tribunales y autoridades de Chihuahua, así como al buen sentido de nuestro pueblo y del mismo Gobierno de los Estados Unidos, que, mejor informado, no insistió en la petición que dió origen á esa dificultad pasajera.

Periódicos texanos han hecho, con este motivo, alusión á otros casos de pretendido atropello á ciudadanos de aquel país, por autoridades del nuestro.

En su afán de acumular cargos contra. México, han referido con inexactitud el caso de un individuo llamado Francisco Erresuris, reo de varios crímenes cometidos en nuestro territorio.

Baste observar que Erresuris tenía la nacionalidad mexicana y fué entregado espontáneamente por autoridades de Tejas á una fuerza de seguridad de Coahuila, sin que precediese demanda de extradición, para que desde luego se comprenda que lo relativo á ese supuesto ciudadano de los Estados Unidos, no puede servir de ocasión para una controversia entre los dos Gobiernos.

Por instrucciones del Secretario de Relaciones Exteriores, y á consecuencia de un detenido estudio, en que tomó parte la Secretaría de Fomento, nuestro representante en Washington firmó una convención cuyo objeto es evitar las cuestiones originadas por el cambio de cauce de los ríos Bravo y Colorado, que sirven de límites entre México y los Estados Unidos de América.

Aprobada dicha convención con ligeros cambios por el Senado de la República y luego definitivamente por el Gobierno americano, fué ratificada en México el 11 de Agosto último y enviada á Washington para su canje.

En virtud del convenio internacional celebrado en Julio de 1882 y prorrogado hasta el 11 de Noviembre de este año, algunas partidas de tropa de los Estados Unidos siguen pasando á nuestro territorio en persecución de indios hostiles.

Desgraciadamente se ha empleado en esa persecución á otros indios de reservaciones americanas, y que, seguramente, por ser del mismo origen y haber venido en gran número, han causado perjuicios en algunos Estados de la frontera.

Como en el convenio citado se concede el pase únicamente á tropas federales regulares de ambos gobiernos y no puede atribuirse este carácter á los indios auxiliares, se ha encargado á nuestro Ministro en Washington que llame la atención de aquel Gobierno sobre el verdadero sentido del convenio en este punto.

Acaban de firmarse, y se remitirán al Senado, dos convenciones para la extradición de criminales, una con el Ministro de S. M. B. y otra con el Representante de Guatemala. Se siguen negociaciones á efecto de concluir un tratado de amistad y comercio con la República Francesa, y las hay también pendientes para concluir otro con la Gran Bretaña.

La tranquilidad pública se conserva sin alteración en todo el país, y felizmente ningún acontecimiento ha venido á interrumpir la, armonía que existe en las relaciones del Ejecutivo de la Unión con los Gobiernos de los Estados.

En su oportunidad y con el mayor orden se verificaron en toda la República las elecciones para la renovación del Poder Legislativo Federal y de algunos Magistrados de la Suprema Corte de Justicia.

Como sabéis, varios atentados cometidos contra la seguridad de los ferrocarriles determinaron la sanción del decreto que suspendió algunas garantías para, los salteadores de caminos, á quienes se refiere la ley de 17 de Mayo último.

En uso de las facultades que ella le otorga, el Ejecutivo expidió el reglamento de 31 del propio mes, y ha resuelto consultas que sobre aplicación, así de la ley como de su reglamento, le han dirigido diversas autoridades, procurando en todo caso que dominen sus resoluciones un espíritu de benignidad, sin pugnar con la justicia ni desnaturalizar el objeto de la suspensión de garantías.

Pocos casos relativamente han ocurrido en que haya sido necesario aplicar en todo su rigor la ley á que me refiero; pero la disminución del número de asaltos y atentados contra la seguridad de las vías públicas, ha demostrado la, justicia con que el Ejecutivo confiaba en el efecto de dicha ley, para dar seguridad á los traficantes y viajeros que recorren diversas porciones de nuestro territorio.

Contribuye á la mayor seguridad de los caminos la incesante vigilancia de las fuerzas rurales, que se esmeran cada día más en el desempeño de sus utilísimas funciones.

Habiéndose acordado que el noveno cuerpo de dichas fuerzas se refundiera en la gendarmería fiscal, los Cuerpos han quedado, por ahora, reducidos á nueve.

De conformidad con lo prescripto en el presupuesto de Egresos, se ha aumentado el número de guardas en cada Cuerpo, teniendo ahora cada uno de ellos doscientas plazas, en lugar de ciento ochenta y ocho de que constaban antes.

La policía rural presta actualmente sus útiles servicios en el Distrito Federal, en el Territorio de Tepic y en diez Estados de la República, á los cuales se ha creído necesario extender su vigilancia.

La policía del Distrito contribuye eficazmente al mantenimiento de la seguridad con la tenaz persecución de los malhechores.

Ningún cambio notable se ha introducido últimamente en su organización. Sólo diré que sus miembros siguen desempeñando con regularidad las obligaciones que les corresponden.

Continúa mejorando en lo posible el servicio postal. Se ha establecido un Express entre Santa María, estación del ferrocarril Central, Guadalajara y ciudad Guzmán; y gracias á él esta capital tiene fácil comunicación con aquellas importantes poblaciones.

Pronto quedará completo el sistema de correspondencia por carruaje en la parte Noroeste del Estado de Chihuahua, á fin de ligar con el ferrocarril Central los principales minerales del Cantón Galeana que están hoy en explotación.

Hecho un nuevo estudio del Tratado postal concluido con los Estados Unidos, se ha comunicado á nuestro representante en Washington las instrucciones convenientes para promover su revisión en algunos puntos.

Entretanto, el servicio internacional con aquella nación se sigue ejecutando regularmente y conforme á las prescripciones de la Convención Postal Universal y el tratado de 1882.

Queda terminada la obra de instalación de la Oficina de Correos de Paso del Norte en la casa que habitó el benemérito Benito Juárez en la época de la Intervención.

Ninguna providencia especial ha tenido que dictarse respecto á la salubridad pública; pero, con motivo de haber reaparecido el cólera en algunos puntos de Austria é Italia, se han recordado las disposiciones sanitarias dictadas anteriormente, y se procura la mayor vigilancia, con el fin de evitar la invasión de aquella terrible epidemia, de otra enfermedad contagiosa.

Las obras para el desagüe del Valle, siguen adelantando con la posible rapidez, especialmente desde el 31 de Mayo, fecha en que se comunicó á la Junta el proyecto adoptado definitivamente por la Secretaría de Fomento.

El entusiasmo con que se prosiguen los trabajos, es la mejor garantía de que en una época no lejana, se habrá logrado llevar á término esa obra tan necesaria y tan largo tiempo apetecida.

Firme el Ejecutivo en su propósito de dotar á este Distrito de una Penitencia ría, dedica á la construcción de ésta una atención especial, y por varios medios estimula la actividad de los trabajadores.

Tengo la satisfacción de anunciaros que, en virtud de haberse incluido en el presupuesto de Egresos una partida destinada á los gastos de conclusión de la Penitenciaría de Tepic, muy pronto quedará terminada esa interesante obra, que se encuentra ya bastante avanzada.

Diversas reformas de importancia se han introducido en los establecimientos de Beneficencia, con especialidad en la Casa de Niños Expósitos, que ha sido notablemente mejorada.

El Nacional Monte de Piedad ha continuado amortizando su pasivo y remediando en lo posible los efectos de la crisis que sufrió hace más de dos años.

La Comisión encargada de formar el proyecto de "Código Federal" ha proseguido en sus trabajos; y espero que pronto quedarán concluidos, á, fin de que se haga efectiva una mejora de tanta utilidad para la administración de justicia.

Promulgada, en 20 de Abril último la ley que expidió el Congreso para, arreglar el servicio del Notariado en el Territorio de Tepic, el Ejecutivo la reglamentó por decreto de 2 de Junio.

Os recomiendo la iniciativa pendiente que tiene por objeto reglamentar la concesión de licencias á los empleados, á efecto de hacerlas compatibles con el buen servicio de la nación y los intereses fiscales.

El importante ramo de Instrucción pública ha preocupado últimamente la atención del Ejecutivo; pues cada día se persuade más de que la instrucción, particularmente la primaria, tiene que ejercer una influencia decisiva en el porvenir de la República.

Entre otras mejoras menos interesantes, se ha realizado en dicho ramo la del establecimiento de una escuela de párvulos, que se inauguró el 5 de Mayo último.

Debo, sin embargo, manifestar que de toda preferencia se ha empeñado el Ejecutivo en cumplir el decreto del Congreso, fundando en esta capital la Escuela Normal de Profesores; porque reconoce la trascendencia de una institución que tiende á crear y enaltecer el magisterio, á fin de que, preparado convenientemente, pueda, prestar al Gobierno su eficaz cooperación en la obra patriótica de ilustrar al pueblo y de inspirarle virtudes cívicas.

El reglamento respectivo ha sido maduramente estudiado por el inteligente ciudadano á quien se confío esta comisión y discutido después en una junta de personas competentes, presidida por el Ministro del ramo. A pesar de la penuria del Erario, no se ha omitido ningún gasto ni sacrificio alguno para que la escuela corresponda al objeto que inspiró su creación, y satisfaga las exigencias del país.

Al efecto se le han proporcionado los instrumentos, útiles y muebles indispensables, y destinado para su instalación un edificio que, hasta donde ha sido posible, se ha adaptado á las reglas de la arquitectura escolar.

La Escuela Normal y sus anexas debieron inaugurarse el día de hoy, como el modo más significativo de celebrar el aniversario de la independencia; pero dificultades insuperables han impedido la satisfacción de ese deseo, que sólo queda aplazada por breve tiempo.

De esperarse es que acudan al nuevo plantel, alumnos no sólo del Distrito y Territorios Federales, sino también de los Estados; y así la enseñanza primaria tendrá en lo futuro un carácter verdaderamente nacional, generalizándose la substitución de los métodos rutinarios y tradicionales adoptados hasta hoy, por los sistemas modernos que, aprovechando las inclinaciones y aptitudes naturales de la niñez, la inicien insensiblemente en los principios científicos, llamados á ser la sólida base de la instrucción pública.

Los ramos que dependen de la Secretaría, de Fomento no se han paralizado, y, aunque con menos elementos que en otras épocas, continúan en constante desarrollo.

En cuanto á los ferrocarriles, debe consignarse que la Compañía Constructora Nacional abrió á la explotación el tramo entre Morelia y Pátzcuaro.

La Empresa del Ferrocarril de Mérida á Valladolid terminó el tramo de Progreso á Conkal, y se ha concluido también la vía férrea de Cárdenas al río Grijalva, pequeña línea que es la primera construida en el Estado de Tabasco.

Autorizado el Ejecutivo por el Congreso para reformar los contratos celebrados con empresas ferrocarrileras, ha hecho uso de esa facultad reformando sus convenios con las Compañías del Ferrocarril Central y la Constructora Nacional, así como los concluidos con algunas otras empresas.

Las reformas han consistido, generalmente, en la ampliación de plazos para la conclusión de las líneas, en modificaciones equitativas de las tarifas, y en limitaciones para la introducción, libre de derechos, de los materiales y efectos necesarios á la construcción y explotación de las vías. Oportunamente dará el Ejecutivo cuenta á las Cámaras del uso que ha hecho de esta facultad.

Notorio ha sido el empeño del Gobierno en la construcción del Ferrocarril Interoceánico de Tehuantepec; pero las circunstancias del Erario no le había permitido dar mayor impulso á, esos trabajos.

Una, nueva combinación arreglada, con el contratista de la obra, se espera que dé por resultado su prosecución más activa, y la terminación de la vía, sin mayor gravamen para, la República. La Secretaría de Fomento, de acuerdo con la de Hacienda, remitirá al Congreso el contrato de modificaciones á que me refiero.

El ramo de Telégrafos ha mejorado notablemente. La reparación de las líneas ha continuado sin interrupción, habiéndose colocado en ellas más de treinta mil postes nuevos, y pudiendo decirse que más de cuatrocientos kilómetros, aun cuando sólo han sido reparados, por la importancia de las obras en ellas emprendidas, deben considerarse como de nueva construcción.

El resultado ha sido que se tenga una comunicación constante y perfecta con todos los extremos de la red federal.

En cuanto á la construcción de nuevas líneas, hay que mencionar la muy importante de México á Veracruz que se estableció sobre los postes del telégrafo perteneciente al Ferrocarril Mexicano.

Las condiciones de solidez en que dicha línea ha quedado, y el costo relativamente pequeño de su construcción, así como la economía que proporciona al Erario el hecho de que su conservación y vigilancia estén al cuidado de la Empresa del mencionado ferrocarril, hacen considerar este trabajo como uno de los más importantes llevados á feliz término.

En virtud de la facultad que el Ejecutivo se reservó en algunos contratos, se ha seguido colocando un segundo hilo sobre los postes telegráficos del Ferrocarril Central. Llega en estos momentos la colocación de ese nuevo alambre á la Ciudad de Zacatecas, y debe confirmarse hasta la de Chihuahua.

La línea de San Cristóbal las Casas á San Juan Bautista de Tabasco ha sido terminada, quedando así establecida la comunicación por esa vía entre la capital de la República y el Estado de Tabasco; y se continúa la construcción de otra línea hasta el puerto de Frontera. En la de Alamos á Hermosillo se recibió del contratista, y se puso en servicio, el tramo de Atamos á Baroyeca.

La colocación de un segundo hilo entre México y los Reyes quedó concluida, así como el establecimiento del telégrafo entre Soto la Marina y Presas.

No habiendo cumplido la Compañía Transatlántica Mexicana y la Mexicana de navegación con las estipulaciones de sus contratos, se declaró la caducidad de éstos. El asunto se halla ahora en poder del Procurador General de la Nación, quien se ocupa en investigar las responsabilidades en que hayan incurrido las mencionadas empresas.

Por igual motivo se declaró caduco .el contrato de la Compañía Continental.

Las ventajas que obtuvieron el Erario y el comercio con el establecimiento de la línea, de vapores mexicana, han sido notorias; y por lo mismo pareció necesario reemplazar á la empresa que había fenecido, con otra que proporcionase iguales, sino mayores ventajas, y con menor gravamen para la Nación. Cree el Ejecutivo haberlo conseguido por medio del contrato celebrado recientemente con la Compañía Transatlántica española, el cual será sometido á la revisión del Congreso.

Han continuado los deslindes de, terrenos baldíos en diversos Estados de la, República, obteniéndose por medio de ellos grandes extensiones de tierra, que serán colonizadas por las mismas empresas deslindadoras, ó bien por el Gobierno.

La Secretaría de Fomento remitirá á las Cámaras, para su revisión, dos contratos firmados por el Ejecutivo con un particular y con la Empresa del Ferrocarril de Topolobampo, para la colonización de terrenos públicos.

Con el fin de ensanchar los conocimientos de nuestros agricultores y de fomentar sus cultivos, la Secretaria del ramo ha, continuado distribuyendo entre ellos así "La Revista Agrícola" y otras publicaciones interesantes del ramo, como muestras de varias plantas útiles y semillas no menos importantes.

Con todo empeño han continuado los trabajos preparatorios para la, instalación del Museo Comercial, cuyo reglamento está ya preparado, y que cuenta con un gran núcleo de muestras y de efectos con que comenzar sus trabajos tan luego corno se obtenga un lugar apropiado al objeto.

Siguen progresando y desempeñan sus labores escolares con toda regularidad las Escuelas de Ingenieros y de Agricultura. Han sido últimamente mejorados sus gabinetes respectivos con la adquisición de nuevos aparatos é instrumentos perfeccionados.

El ramo de Minería, que tan grande importancia tiene en nuestro país, ha sido especialmente atendido por la Secretaría de Fomento.

Con motivo del grave interés que en estos momentos encierra para nosotros la producción del oro, se han expedido circulares que tienden á precisar la ubicación de sus criaderos, ya en abandono, ya en explotación ó nuevamente descubiertos.

Para fomentar el establecimiento y desarrollo de una, negociación minera en el importante Distrito de Batopilas, Estado de Chihuahua, se ha hecho una concesión especial, que ha comenzado ya á dar buenos resultados.

A fin de proteger la animación y movimiento que con sus trabajos está dando á otra región del mismo Estado la Compañía minera de Santa Eulalia, acaba de celebrarse un contrato con el representante de dicha Compañía.

Afectando la depreciación de la plata, no tan sólo nuestra Hacienda sino directamente al comercio y la minería, ramo correspondiente á la Secretaría de Fomento, se hacen en ella serios estudios sobre ese asunto, los cuales podrán dar lugar á una ó más iniciativas que en su oportunidad se presenten al Congreso.

Nuestra situación rentística no es ciertamente muy lisonjera: si bien las disposiciones dictadas para mejorar la recaudación y económica distribución de los impuestos, han correspondido á las esperanzas del Ejecutivo, no puede, sin embargo, asegurarse que esté dominada esta seria dificultad, uno de los más grandes obstáculos que pueden presentarse en la marcha del Gobierno.

Nuestros ingresos en numerario durante el último año fiscal, ascendieron á poco más de 27.000,000; de suerte que el producto de las rentas federales se ha conservado casi á la misma altura que en el año económico de 1884 á 1885.

Los gastos votados para el último ejercicio fiscal se han hecho con toda regularidad y con sólo los recursos naturales del Erario, sin que se haya ocurrido á ninguna, operación gravosa.

Entre ellos está comprendido el pago de algunos créditos que no derivan de la presente Administración, y cuyo total importe, desde Diciembre de 1884, asciende ya á cuatro millones de pesos; todo lo cual podrá verse en la cuenta que el Ministro de Hacienda os ha de presentar en el día que la Constitución designa al efecto.

Perseverando el Ejecutivo en su sistema de eficacia y moralidad en la recaudación, y de equidad y economía en la distribución, ha podido ir salvando las serias dificultades con que ha tenido que luchar.

Pero teme que, no obstante sus extraordinarios esfuerzos, varias circunstancias independientes á su voluntad, por estar fuera de la acción del Gobierno, entre las cuales hay que considerar la creciente depreciación de la plata, vengan á, crear una situación más difícil.

La baja de dicho metal está causando honda perturbación en el comercio del mundo, y es por lo mismo, en todas las naciones, objeto de un solícito estudio.

Nuestro país, que ocupa el segundo lugar entre los productores de plata, y que paga con ella casi todas sus importaciones, está sufriendo y tendrá acaso que sufrir, más que otro alguno, por esa creciente baja.

Según tuve la honra de manifestar al Congreso en mi anterior Informe, la acción directa, de nuestro país no alcanza á remediar este mal.

Tócanos solamente buscar, por medios indirectos, que la depreciación no sea tan sensible para el comercio mexicano, facilitando en todo sentido la producción y exportación de otros artículos que vengan á substituir, en parte, el metal depreciado, y dando á nuestro comercio interior y exterior tan amplia libertad como sea compatible con nuestro sistema rentístico, del cual depende la existencia de los Poderes públicos.

Muchas de estas medidas que aliviarán nuestro estado económico, son de la competencia del Congreso. Cumple á mi deber recomendarlas á su ilustrada consideración.

En concepto del Ejecutivo no está lejano el día en que tendrán que llegar á un acuerdo las cuatro principales naciones que, por su poder y riqueza, están llamadas á restablecer la normalidad en los cambios.

Entretanto debemos procurar, por los pocos medios que están á nuestro alcalice, atenuar la gravedad del mal que aflige á nuestro comercio.

Me es grato anunciaros que, merced á la vigilancia y exactitud de los resguardos aduanales y de la gendarmería fiscal, el contrabando ha disminuido notablemente. Es tan constante y eficaz la persecución que se le hace, que en la segunda y tercera de las zonas sujetas á la Gendarmería, casi ha desaparecido, con gran beneficio para el comercio de buena fe y para el Erario nacional.

En la primera zona, vigilada por dicho Cuerpo, pero que está en muy diversas circunstancias, puede asegurarse que también desaparecerá dentro de poco, puesto que es incesante la persecución y diarias las aprehensiones que en esa región se verifican.

Para impulsar el tráfico legítimo se ha publicado el nuevo vocabulario de la Ordenanza de Aduanas, incluyendo los nombres de las mercancías asimiladas en el año anterior; se han dictado reglas para el tráfico y despacho de las mercancías en el Distrito Federal, y se ha reformado la planta de algunas aduanas en el sentido que exigía el buen servicio público; de todo lo cual os dará cuenta en su oportunidad el Ministerio del ramo.

El Gobierno del Estado de Veracruz propuso que se convocara una conferencia de representantes de los Estados, para que estudiase la manera de extinguir definitivamente las alcabalas.

El Ministerio de Hacienda se limitó á dirigir una nota á los Gobiernos de los Estados, trasmitiéndoles el pensamiento del de Veracruz, á fin de que se sirvieran expresar su opinión en este asunto; y está en espera de lo que tengan á bien contestarle.

Promulgada la ley que expidió el Congreso, en su último período de sesiones, modificando las bases de la institución de crédito llamada "Banco de Empleados," ampliando su círculo de acción y permitiéndole cambiar su nombre, con el objeto de que pudiera prestar algún servicio á nuestra clase mercantil, la sociedad anónima que giraba bajo el nombre referido, ha traspasado sus nuevas concesiones al "Banco de Londres, México y Sud-América," existente hace muchos años en esta capital.

Como dicho Banco estaba fuera de las prescripciones de nuestro Código de Comercio, por medio de la cesión á que me refiero, se ha logrado, sin lastimar en nada los derechos del Banco Nacional, dar una existencia legítima á otra institución de crédito, que pueda proporcionar algunos beneficios al comercio y á la industria.

En cuanto á la Deuda pública, el Ministro del ramo ha dictado las medidas conducentes para la liquidación y conversión de la flotante, y la Dirección continúa con toda regularidad sus labores para examinar, liquidar y convertir cuantos créditos pertenecientes á la deuda consolidada se han presentado.

En virtud de la autorización que el Congreso se sirvió conceder al Ejecutivo por la ley de 14 de Junio de 1883, se expidió la de 22 de igual mes de 1885, para el arreglo definitivo de la Deuda.

Como una consecuencia directa de esta última disposición, se ha celebrado, el día 23 de Junio de este año, un arreglo entre el Agente financiero de la República en Londres y los presidentes de los tenedores de bonos extranjeros y del Comité de tenedores de bonos mexicanos en aquella capital.

Este arreglo, que fué aprobado con el parecer unánime del Consejo de Ministros, ha venido á poner término á esa antigua cuestión, lográndose no tan sólo la, reducción de nuestra deuda y otras ventajas pecuniarias, sino lo que debe ser más grato á todo mexicano, salvar el buen nombre de la República estableciendo su crédito en el extranjero.

El Ejecutivo considera que en el establecimiento de ese crédito está cifrado, á más del buen nombre del país, el fomento de su industria y riqueza, por la confianza que puede inspirarse al capital, tan necesario para su desarrollo.

Por lo mismo se propone seguir escrupulosamente en la senda que ha adoptado, poniendo fuera de duda el cumplimiento de las obligaciones que ha contraído el Gobierno.

Con este propósito estableció la Agencia Financiera en Londres, y situó oportunamente en aquella metrópoli la cantidad necesaria para el pago del primer dividendo ofrecido á nuestros acreedores. Seguirá cumpliendo con la misma exactitud lo estipulado.

El Ministro de Hacienda os informará, de un modo más amplio, acerca de este negocio, presentándoos los documentos correspondientes, á fin de que el Congreso vea el resultado de la autorización que se sirvió concederme para el arreglo definitivo de la Deuda pública.

Con la oportuna aplicación de los elementos de guerra destinados á reducir á las tribus yaqui y mayo, se obtuvo la total sumisión de los pueblos del Mayo, y en una gran parte de los indios del Yaqui.

Los que aún permanecen substraídos á la obediencia de las autoridades, se han refugiado en los bosques y montañas á fin de escapar de la constante persecución que se les hace.

Como estas operaciones tienen lugar en puntos totalmente desiertos, es indispensable la, erogación de gastos considerables, ya para proveer á las tropas de los víveres necesarios, ya para atender al mantenimiento de las familias de indígenas sometidos, mientras carecen de medios de subsistencia propia.

Las gavillas que merodeaban en las montañas de Sinaloa y Durango, también han sido eficazmente perseguidas por fuerza de la Federación y de la guardia, nacional de aquellos Estados.

En consecuencia, la confianza y tranquilidad están restablecidas en aquella zona, y las tropas se destinan á dar garantías y á procurar la captura de algunos cabecillas que, aun cuando ahora vayan aislados, podrían ser más tarde un germen de nuevos trastornos.

Ninguna novedad importante ha ocurrido en la guarnición del Estado de Chihuahua. La colocación estratégica de los destacamentos, la moralidad y disciplina de las tropas que los componen, y la conveniente dirección del Jefe de la Zona, han hecho imposible la invasión de los bárbaros en los últimos meses.

En algunos lugares de Nuevo León y Tamaulipas aparecieron, á fines de Junio pasado, partidas de bandoleros y antiguos contrabandistas que, aprovechando los primeros momentos de su existencia, pudieron llevar á cabo algunos robos de ganado vacuno y caballar; pero perseguidas activa y enérgicamente, han sido exterminadas.

Los individuos capturados que pertenecían á esas partidas, fueron consignados á la autoridad competente para que se les juzgue conforme á la ley.

El Cuerpo Nacional de Ingenieros continúa la construcción y reparación de los cuarteles, hospitales y demás establecimientos dependientes de la Secretaría de Guerra, en la capital y en los Estados, además de proseguir con empeño las importantes obras emprendidas en el Colegio Militar.

En la Maestranza y Fundición nacionales se han hecho experimentos de resultados satisfactorios para mejorar la cureña del cañón de montaña, sistema Bange, y para la fundición de proyectiles propios de esa artillería.

La Fábrica de Armas se encuentra dotada de la mejor y más moderna maquinaria, y acaba de hacer un pedido de algo necesario para su complemento. En consecuencia, dichos establecimientos podrán satisfacer todas las exigencias del Ejército.

Con la carena del vapor "Libertad," y otras reparaciones de menos entidad que se han hecho en nuestras embarcaciones de guerra, puede asegurarse que la marina nacional se encuentra en estado de servicio.

Para que no se repitan casos como el comunicado por nuestro Vicecónsul en Panamá, referentes al abandono de marineros mexicanos en territorio extranjero, expidió una circular previniendo á los Capitanes de puerto vigilen que en los contratos de embarque de marineros mexicanos en buques mercantes extranjeros se estipule su regreso al país.

Han concluido su práctica de guardias marinas alumnos del Colegio Militar, y recibido su título de terceros pilotos diez de la Escuela Náutica de Campeche.

Se suprimió la Comisión Geográfica Militar del Norte, por haberse considerado suficiente para el desempeño de los trabajos topográficos de aquella zona, á la Geográfica Exploradora de Oriente, y para ocupar á los ingenieros que la componían en otras comisiones de importancia.

La Comisión para reformar la Ordenanza del Ejército está dando cima á sus tareas. La especial para el arreglo de pensiones y montepíos militares, avisa que terminará próximamente su encargo.

El reglamento de maniobras para la Infantería está en el estudio de una Comisión de aplicación: el de las maniobras de Caballería se encuentra en revisión, á efecto de que se propongan las reformas que fueren necesarias.

Señores Diputados:

Señores Senadores:

Quedáis impuestos, por lo que os dejo referido, del estado que guardan los diversos ramos de la Administración. Si no es tan halagüeño como desearíamos, me cabe al menos la satisfacción de haber hecho, para mejorarlo, cuantos esfuerzos se hallan á mi alcance. El principal obstáculo con que he tropezado, ha sido siempre la crisis económica que desde hace años atraviesa la República.

Ese mal, sin embargo, ha disminuido de un modo perceptible; pues, á fuerza de orden y economía se ha logrado cubrir con regularidad las atenciones normales del Presupuesto, y plantear la base para el crédito de México en el exterior.

Espero que vosotros, como la Nación entera, me haréis justicia en este punto, y cooperaréis con vuestra sabiduría al desarrollo de los elementos nacionales.

Contestación del Presidente del Congreso, Lic. Alfonso Lancaster Jones.

Señor Presidente:

En extremo grado interesante y digno por muchos motivos de la atención del Congreso, es el Informe que de vuestros labios con profundo interés acaba de escuchar, acerca del estado que la cosa pública guarda, en sus varios respectos. Todos y cada uno de los detalles del cuadro que este Informe presenta sugieren consideraciones de distintos géneros y de más ó menos importancia; pero todos se conciertan para poner de relieve el hecho de que durante el corto período de tiempo que abrazan, la marcha del progreso no se ha detenido un solo día, ni en el terreno de las mejoras materiales realizadas ó protegidas por el Gobierno, ni en el del perfeccionamiento administrativo, cuyo influjo sobre la cultura y bienestar social se manifiesta siempre de muy sensible manera.

Si á todos los pueblos del mundo les es necesario, (pues lo mismo que los individuos nunca pueden bastarse á sí solos, por más poderosos que sean) mantener entre sí la mayor armonía de relaciones que compadecerse pueda con la naturaleza peculiar de sus propios y respectivos organismos, la satisfacción de tal necesidad, tocante á la República Mexicana, tiene que determinar sucesos de excepcional carácter y de trascendencia decisiva sobre su porvenir, una vez que ella encierra en su seno, cuasi intactas é ignoradas de los demás pueblos, abundosas vertientes de prosperidad, á que estos han de acudir en busca de su propio beneficio cuando las conozcan y aprecien su verdadero valor, trayéndonos en cambio el auxilio de sus capitales y de sus brazos.

Muy lisonjero es, por tanto, á la Legislatura Nacional saber que nuestras relaciones con los Gobiernos extranjeros no sólo se conservan inalterables, sino que han tenido y con toda probabilidad seguirán adquiriendo ensanche, por medio de nuevos tratados, tales como los que se afirmaron ya con S. M. B. y con el Representante de Guatemala, para la extradición de criminales, y los de amistad y comercio que se está en vía de celebrar con la República Francesa y con la Gran Bretaña.

No es menos plausible el que una convención haya sido ajustada, ya, para evitar las dificultades á que da margen el cambio de cauce entre los ríos Bravo y Colorado, que sirven de límite entre México y los Estados Unidos de América, y que se procure fijar la exacta inteligencia del convenio en cuya virtud se autorizó el paso recíproco de tropas federales regulares de uno á otro territorio, con objeto de perseguir á los indios hostiles.

Debemos pretender, sin la menor duda, que se acomode á, los términos de aquel pacto el ejercicio del derecho de que se trata, por parte de la República vecina, dejándose de emplear en la persecución de dichos indios á otros de las reservaciones americanas, quienes á pretexto de auxiliarla, suelen cometer actos depredatorios en nuestra frontera; y aun sería de desearse por el bien de ambos países, que mediante la internación de esas reservaciones se precaviese el peligro de que algunos de sus individuos abandonen su residencia de algún modo clandestino, como varias veces ha acontecido, para excursionar en nuestro territorio á mano armada.

Por lo demás, cada vez se acrecientan más los motivos de mutua conveniencia que deben dar solidez á los amistosos vínculos entre las dos Repúblicas, por el diario enlace de intereses de toda especie que radican en Ulla y otra.

No podemos, tener, pues, sino palabras congratulatorias para referirnos á la circunstancia de que la controversia diplomática producida por el juicio á que estuvo sometido en estos últimos días un periodista americano ante los tribunales del Estado de Chihuahua, haya desenlazádose tranquila y naturalmente, por uno de los medios que establece la ley común. aplicable en el caso, obrando las autoridades judiciales que de este negocio conocieron, con libertad perfecta y con la severa rectitud propia de sus funciones, mientras el Ejecutivo federal procedía, en lo que le tocaba, con la circunspección debida, y, sobre todo, con la conciencia del primero de sus deberes, que es el de conservar incólume la honra del país.

Si algunos periódicos texanos, al comentar este caso y el relativo al criminal Erresuris, ó los demás que servir pudieran de tema á sus injustos desahogos contra México, los relatan y aprecian con notoria inexactitud y apasionadas miras, otros, más numerosos, de diversos lugares y de todos colores políticos, se expresan en contrario sentir, apareciendo ser, á tal respecto, los órganos genuinos de la opinión reinante en la inmensa y sensata mayoría del pueblo de los Estados Unidos.

Ellos hacen nuestra defensa en un tono que denota gran adelanto en el verdadero conocimiento de nuestra situación doméstica, y de la realidad de nuestros procederes para con los extranjeros de todas procedencias.

Siendo, como es, vuestra inquebrantable regla de conducta, Señor Presidente, el exigir por igual la observancia de las leyes á propios y á extraños, y mantener alto y limpio de toda mancha el buen nombre de la patria, el Congreso prestará siempre su más firme apoyo á vuestros actos en lo que concierne á las relaciones exteriores, y el pueblo entero de la República, sin distinción de partidos, os otorgará su augusto beneplácito.

Por lo que vé al estado de la Administración y de la política interior, la circunstancia de inaugurar hoy sus tareas la 13 Legislatura Federal, bajo los auspicios de una paz completa y de la mejor armonía entre los Poderes de la Unión y los de todas y cada una de las entidades federativas, confirma la creencia de haberse extinguido para siempre las principales causas que vinieron determinando la larga serie de nuestras pasadas luchas intestinas, causas que en su mayor número eran más bien de carácter sociológico que político, supuesto el conflicto fatalmente necesario entre los elementos disímbolos y antagónicos que, desde su origen, entraron en la formación de esta sociedad.

La diminución en general de la criminalidad, y la de los atentados contra las vías férreas en particular, demuestran al propio tiempo que la eficacia de las medidas dictadas para reprimirlos y el buen servicio de la policía, el mejoramiento espontáneo del sentido moral en aquella pequeña parte de nuestro pueblo, ignorante y abyecta, que el aguijón de la miseria, ó el estímulo del vicio, más aún que los impulsos de una índole de suyo perversa, precipitan en las sendas del crimen.

Por mejor que se atienda á las cárceles en la actualidad, el pie bajo el cual se las organizó desde un principio hace á las veces que la pena de prisión, lejos de causar un efecto moralizador en el culpable, lo corrompa más y más; y como al extinguir esa pena se ve de pronto libre, sin ningún recurso honesto para subsistir, sin haberse formado un capital por medio del ahorro, repelido de aquellos que podrían proporcionarle trabajo, merced á la desconfianza que sus antecedentes inspiran, no habiendo, por otra parte, talleres públicos en que solicitarlo, de allí resulta que la fuerza fatal de este conjunto de circunstancias le empuja á la reincidencia en el delito, al cual aplicará en lo sucesivo la pericia que adquirió y el concurso de las complicidades que se le facilitan con el largo contacto de otros criminales.

El loable empeño con que el Ejecutivo trabaja por establecer lo más pronto posible el sistema penitenciario, responde á uno de los más vivos reclamos de la civilización; y si en materia de reformas administrativas, sólo ésta lograra realizar, tan útil y filantrópica obra bastaría para que sus autores mereciesen eternamente bien de la República.

Otro tanto puede decirse de la grande actividad que se está imprimiendo á las obras para el desagüe del Valle, cuyo término exigen cada día con más apremio la salud é higiene públicas, á la vez que el decoro correspondiente á la categoría que nuestra capital ocupa entre las primeras ciudades de América.

Los progresos hechos en el servicio postal son, á no dudarlo, fruto de una hábil dirección y de acertadas medidas, que sacándolo de sus seculares rutinas, lo conducen á la altura de los métodos modernos.

La perseverancia en esta vía hará que no muy tarde (así lo espera al menos el Congreso), ningún lugar habitado de la República carezca de fácil y segura comunicación con los demás.

El testimonio de alta moralidad que está dando el Nacional Monte de Piedad, al amortizar su pasivo en proporciones mayores de la que el público juzgaba que llegaran á permitir los efectos de la crisis sufrida por ese benéfico establecimiento, es muy honroso para él y para el Gobierno en cuanto éste le ayuda á repararlos.

El Informe que acabamos de oír contiene una noticia que la Nación recibirá con grande aplauso: la de estar próxima á inaugurarse la Escuela Normal de Profesores, que fué objeto de una ley del Congreso y del asiduo afán de la Secretaría respectiva.

Se comprende que cuando el Poder vive en continua lucha por conservar una existencia siempre zozobrante y combatida, descuide la sagrada obligación de extender y perfeccionar la enseñanza en sus distintos ramos; pero un Gobierno ilustrado y previsor que rija los públicos destinos en plena paz, carecería de toda excusa si ahorrase esfuerzo ó sacrificio alguno en ese sentido; y á la manera de un padre de familia, se preocupa más que del presente del porvenir de ella, así aquel dirigir debe sus principales miras á asegurar en lo futuro la vida, el bienestar y engrandecimiento del país, que nunca, podrán arraigar en el cieno del vicio ni en la sombra de la ignorancia.

El anunciado éxito de los trabajos relativos á la Escuela Normal y sus anexas, y la fundación de la de párvulos, son por lo tanto sucesos de singular importancia. Y puede el Ejecutivo abrigar la completa certidumbre de que el Congreso expeditará, en aquello que le incumba, la realización de cualesquiera otros adelantos de análoga naturaleza.

A los ramos que dependen de la Secretaría de Fomento, prestará también esta asamblea la solícita atención que demandan, siéndole grato el verlos proseguir su curso bajo el prodigioso impulso que se les dió desde el penúltimo período presidencial, y que ha transformado en pocos años la faz del país, llevando sobre una gran parte de su superficie las vías férreas y los hilos telegráficos, por cuyo medio se alimenta de un modo incalculable la rapidez de las transacciones, se da empleo á muchos brazos, se facilita la pronta acción del Gobierno á largas distancias, y se echa, en fin, la más sólida base sobre que afirmarse pueda el público reposo, y erigirse el edificio de la prosperidad futura.

En lo tocante á las vías marítimas, no poca fortuna ha sido que los grandes beneficios que el comercio y el fisco reportaban de la Línea de vapores Trasatlántica Mexicana, cuyo contrato caducó por culpa de la Compañía concesionaria, hayan reemplazádose con otras iguales si no mayores ventajas, y á trueque de menor gravamen para el Erario federal.

El deslinde de terrenos baldíos y su colonización y cultivo, harán entrar en el movimiento de la riqueza nacional una gran porción de ella que se mantiene inerte é improductiva; y todo lo que conduzca á extender este movimiento, en forma que sin maltratar los legítimos derechos de la propiedad privada se reivindiquen los de la Nación, como hasta hoy acontece, lo hará ó aprobará el Congreso en su caso dentro del límite de sus facultades.

Poderoso agente de nuestro comercio exterior, está destinado á ser el Museo Comercial que en breve ha de instalarse, por las facilidades que prestará para adquirir noticias sobre la naturaleza, importancia, aplicación y costo de los productos mexicanos; y la circulación entre los agricultores, de opúsculos y periódicos científicos sobre los cultivos, con muestras de plantas y semillas útiles, contribuirá al fomento de la producción agrícola, reducida hoy á corto número de artículos, por falta hasta cierto punto de ideas exactas sobre la posibilidad de producir otras y conveniencia de explotarlos.

Positiva predilección merecen las labores escolares de los Colegios de Ingenieros y de Agricultura; y si todos ó la mayoría de los Estados atendieran también con particular esmero este linaje de estudios y los de la profesión mercantil, se remediaría el grave mal que se origina de la estrecha expectativa de las carreras literarias, en las cuales se forma hoy mucho mayor número de abogados y médicos del que la sociedad necesita.

Las medidas protectoras de la minería, y en particular las que se encaminan á su desarrollo en las zonas auríferas, se explican por bien conocidos motivos; y aun deberíase quizá ampliar esta protección, procurando descargar esta industria de algunos gravámenes, sobre todo de aquellos que no reconozcan por base sus productos netos; pues en todo extremo, principios generales económicos de incontrovertible verdad y justicia, condenan ese género de impuestos.

De grande interés tiene que ser el estudio que la Secretaría de Fomento prepara sobre el perturbador fenómeno económico de la rápida y fuerte baja que hoy está sufriendo la plata.

Las ideas que de este trabajo suden y las que emanen de la Secretaría de Hacienda en el mismo asunto, se tomarán en consideración por el Congreso, quien á su vez ha de apresurarse á deliberar sobre las medidas legislativas que neutralizar puedan la influencia de tal fenómeno, aminorando en cuanto fuera dable los trastornos que él ocasionaba al Comercio y al Erario.

Si á la consideración del actual sufrimiento, se une la de la constante y natural circunstancia de no ser las minas un recurso permanente ni de regular y segura expectativa, cualesquiera que sean los remedios de aplicación inmediata, no es lícito poner en duda la necesidad que siempre ha existido, existe y continuará en pie, de estimular y proteger la iniciativa privada para que se dedique al desarrollo de industrias consecutivas de una riqueza menos variable y por su propia naturaleza inextinguible.

Tanto á virtud de la depreciación de la plata, como por diversas causas que de muchos años acá han venido determinando el actual estado de cosas, la situación rentística del país tenía que ser forzosamente difícil y susceptible de empeorarse.

La evidencia de los hechos y un principio de estricta justicia, obligan á reconocer, sin embargo, que el Ejecutivo ha impreso el sello de la moralidad y del buen orden en el servicio fiscal; ha introducido hasta donde era factible la economía en el empleo de los fondos públicos; ha atacado con vigor la plaga del contrabando, y está haciendo, en suma, hasta hoy, lo que de él depende para salvar las dificultades económicas que lo angustian, sin recurrir á medios ruinosos.

A perseverar en este camino, puede el Ejecutivo sentirse seguro de que tendrá la oportuna y eficaz ayuda del Congreso para seguir haciendo frente á los indispensables gastos de la Administración y á los compromisos que afecten el honor y crédito nacional.

El antiguo problema de las alcabalas está aún insoluto y honra por cierto al Gobierno de Veracruz su deseo de que se resuelva definitivamente la manera de extinguirlas. La Asamblea Federal se ocupará de este negocio en su oportunidad, con la profunda meditación que exige.

El arreglo de la deuda pública, para el cual facultó al Ejecutivo la ley de 14 de Junio de 1883, es un acontecimiento de inmensa trascendencia bajo cualquiera de los aspectos en que haya de considerársele.

Conocidos que sean de esta Legislatura los pormenores de ese arreglo, por las amplias explicaciones que le dará la Secretaría de Hacienda, y por el tenor de los datos oficiales correspondientes, sabrá estimar con justo criterio el uso que el Ejecutivo hizo de la facultad mencionada,.

Es de celebrarse que el decreto expedido por el Congreso, en que se modificó la concesión del Banco de Empleados, diese origen, por el legítimo traspaso de ella al "Banco de Londres, México y Sud-América", á que esta última institución de crédito, de largo tiempo atrás establecida, y cuyos útiles servicios al comercio y á la industria son notorios, haya podido asegurar su existencia bajo el amparo del Código Mercantil, merced á lo cual le será fácil ensanchar aún más en lo sucesivo sus operaciones de crédito, sobre amplio, firme y fecundo terreno.

La sumisión de la mayoría de los indios rebeldes de las tribus Yaqui y Mayo promete el pronto y feliz término de la costosa y hábilmente dirigida campaña que se emprendió contra ellas, infundiendo la esperanza de que dentro de pocos meses habrán vuelto esas tribus por completo á la vida del hogar y del trabajo.

Mantenerlas después en paz dependerá en gran parte de la prudente y humanitaria conducta que á su respecto observe el Gobierno, cuya justa idea sobre la índole excepcional de esta campaña, es muy manifiesta, una vez que antes de iniciarla se esforzó por traer al orden á los insurrectos con el sincero halago de toda suerte de garantías.

El feliz resultado de las operaciones militares emprendidas para exterminar las gavillas de bandoleros que merodeaban en Sinaloa, Nuevo León y Tamaulipas, fortifica la certeza de ser ya la acción federal tan eficaz cuando acude en auxilio de los Estados más lejanos contra los perturbadores de su tranquilidad, como cuando se ejerce dentro de la misma Mesa Central.

Dignos son de encomio los constantes desvelos de la Secretaría de Guerra por perfeccionar los ramos de su resorte, nivelándolos con todos los modernos adelantamientos en materia de organización táctica, enseñanza y servicio militar de mar y tierra, y hay patriotismo y acierto en las disposiciones relativas á prevenir el abandono de marineros mexicanos en suelo extraño, por buques á cuyo servicio se enganchen como tripulantes.

Al examinar el Congreso los trabajos sobre reforma de la Ordenanza y arreglo de pensiones y montepíos militares, le será placentero el encontrarlos de entera, conformidad con la letra y espíritu de la Constitución y con los principios de la mejor disciplina.

Señor Presidente:

La Legislatura que hoy va á inaugurar sus tareas, estudiará con toda madurez las diversas iniciativas que anunciáis, los contratos celebrados y demás actos del Ejecutivo á que hicisteis referencia; y la hallaréis siempre dispuesta á cooperar con vos, honrada, activa y patrióticamente en las arduas faenas gubernativas.

En el seno de ella resonará la voz tranquila de la razón, expresando la verdad con leal y digna franqueza; y encontrarán eco también toda justa queja, todo proyecto útil y toda idea generosa, cualquiera que sea el Estado, el grupo ó el individuo de que procedan.

Si bien la marcha general en el orden administrativo está enderezada á los más altos y nobles fines, y no descansáis en el propósito de alcanzarlos, debemos reconocer, eso no obstante, que la situación del país ofrece muy serias dificultades.

Hay graves problemas que resolver y muchos daños que reparar. Esto no puede ser la obra de un solo período legislativo, y delirio insensato sería la esperanza contraria.

Cuanto acontece en la vida social de un pueblo, inclusive la manera de gobernarse que él adopte consienta, brota cual natural engendro de las condiciones de su organismo y de sus antecedentes históricos más ó menos inmediatos.

Tan imposible como borrar su pasado es cambiar de improviso su presente; pero no lo es, en un suelo que ya abonó la civilización y regó la sangre de sus libertadores, sembrar la semilla de la felicidad.

Cumplamos todos con este deber. Dije.

Fuente:

Los presidentes de México ante la Nación : informes, manifiestos y documentos de 1821 a 1966. Editado por la XLVI Legislatura de la Cámara de Diputados. 5 tomos. México, Cámara de Diputados, 1966. Tomo 2. Informes y respuestas desde el 1 de abril de 1876 hasta el 4 de noviembre de 1911.

Los cinco tomos fueron digitalizados por la Universidad de Texas:
http://lanic.utexas.edu/larrp/pm/sample2/mexican/history/index.html