Buscar en  
  Página principal

  Conquista

  Independencia

  Revolución

  Siglo XXI

  Siglo XX

  Siglo XIX

      1890-1899

      1880-1889

      1870-1879

      1860-1869

          1869

          1868

          1867

          1866

          1865

          1864

          1863

          1862

          1861

          1860

      1850-1859

      1840-1849

      1830-1839

      1820-1829

      1810-1819

      1800-1809

  Siglo XVIII

  Siglo XVII

  Siglo XVI

  Siglo XV

Siglo XIX > 1860-1869 > 1864

Instrucciones de Juárez a Romero: No debemos depender exclusivamente de los Estados Unidos para nuestro triunfo.
Chihuahua, diciembre 22 de 1864.

(Sr. Matías Romero)

(Washington)

Las instrucciones que ha pedido usted se le envían por este paquete.

Queda usted autorizado todo lo que juzgue conveniente para la defensa de nuestra causa, a excepción de la venta o hipoteca de territorio nacional, lo cual no está en las facultades del gobierno.

No creo tener necesidad, por ser bien sabido por usted, que en cualquier arreglo que se celebre, se conserve sin mancha el decoro y dignidad de la nación, puesto que ésta es una de las causas de nuestra guerra actual.

Espero con ansia recibir de usted el pormenor que me ofrece de su visita al ejército del Gral. Grant.

Si tiene buen éxito en la toma de Richmond, nuestra causa obtendrá positivas ventajas; pero si la cuestión militar queda pendiente, no adelantaremos nada.

Es preciso convencerse de que los hombres de gobierno de ese país, cualesquiera que puedan ser sus deseos, se ocuparán, de preferencia a todo, de restablecer la paz interior y que no querrán distraer sus recursos ni aun su atención en ayudar a otro pueblo, por buenas que sean las intenciones que tengan respecto de nosotros.

Este es el verdadero estado de las cosas y todo lo demás es engañarse voluntariamente.

No obstante, debemos estar agradecidos en todo caso por las pruebas que hemos recibido de estimación y simpatía de generosos corazones que desean ayudarnos, pero que están en una situación poco favorable para satisfacer sus deseos.

Por este motivo soy de opinión que sólo debemos emprender en ese país lo que podamos obtener sin dificultad y sin comprometer nuestra dignidad; pero no debemos depender exclusivamente de los Estados Unidos para nuestro triunfo.

Nuestro deber es tratar de obtenerlo con nuestros propios recursos, aunque pequeños.

En este caso nuestro triunfo será más meritorio y, si llegamos a sucumbir, lo cual juzgo en verdad extremadamente difícil, habremos conservado sin tacha nuestros nombres como hombres libres, los cuales legaremos a nuestros hijos.

No faltarán personas que, por un entusiasmo mal entendido o por una gran impaciencia que no puedan reprimir y aun por ambiciones personales, le aconsejen a usted como medida de alta política, que acepte cualquiera oferta aun cuando pueda envolver un gran sacrificio de la honra nacional.

(Benito Juárez)

Fuente:

Benito Juárez. Documentos, Discursos y Correspondencia. Selección y notas de Jorge L. Tamayo. Edición digital coordinada por Héctor Cuauhtémoc Hernández Silva. Versión electrónica para su consulta: Aurelio López López. CD editado por la Universidad Autónoma Metropolitana Azcapotzalco. Primera edición electrónica. México, 2006.