Buscar en  
  Página principal

  Conquista

  Independencia

  Revolución

  Siglo XXI

  Siglo XX

  Siglo XIX

      1890-1899

      1880-1889

      1870-1879

      1860-1869

      1850-1859

          1859

          1858

          1857

          1856

          1855

          1854

          1853

          1852

          1851

          1850

      1840-1849

      1830-1839

      1820-1829

      1810-1819

      1800-1809

  Siglo XVIII

  Siglo XVII

  Siglo XVI

  Siglo XV

Siglo XIX > 1850-1859 > 1854

Gadsden presenta al gobierno mexicano el tratado modificado.
México, junio 6 de 1854.

Sr. Manuel Diez de Bonilla,
Ministro de Relaciones Exteriores de México.

El infrascrito, enviado y ministro de Estados Unidos, al reanudar sus relaciones oficiales, tiene el honor de someter a la consideración del gobierno de México, por intermedio de su excelencia don Manuel Diez de Bonilla, ministro de Relaciones Exteriores, el Tratado que se concertó en México el 30 de diciembre pasado, tal como lo modificó el Senado de los Estados Unidos.

Como su excelencia está enterado, el documento había sido aprobado por el Presidente de Estados Unidos cuando se sometió a la aprobación del Senado.

No obstante, la inesperada oposición de una parte de ese cuerpo, nos indujo a elaborar un proyecto de Tratado, una copia del cual comparó el encargado de negocios, señor Cripps, antes de mi llegada a esta ciudad, con la que el general Almonte, ministro acreditado de México en mi país, había enviado al gobierno que representa.

Aunque al Presidente de Estados Unidos contrarió en grado sumo el hecho de que sus consejeros constitucionales no pudieran otorgar su indispensable consentimiento, para que tuviera validez un arreglo que prometía la feliz solución de todos los asuntos que dificultan las relaciones entre las dos Repúblicas vecinas, está dispuesto a dar su aprobación al Tratado, tal como se modificó, en caso de que fuera aprobado y ratificado por el gobierno mexicano, por considerar que es la única forma inmediata de obviar en parte las amenazadoras dificultades que afligen a los dos países.

El infrascrito no considera necesario reproducir aquí la breve conversación que sostuvo con su excelencia el 14 del corriente o referirse a la conferencia previa que mantuvo con el señor Cripps, en la que este último explicó al gobierno mexicano las razones que inducirían al Presidente de Estados Unidos a aceptar el Tratado, tal como lo modificó el Senado del mismo país.

El infrascrito confía en que, al haber recibido tan favorablemente los conceptos vertidos en dichas conferencias, su excelencia recomendará una pronta ratificación del Tratado, única condición para que dicho documento se convierta en ley suprema para las dos repúblicas.

Cualquiera demora en otorgar dicho asentimiento o cualquier intento por modificar el Tratado para que tenga mayor reciprocidad a resulte más aceptable para México, probablemente haría peligrar la negociación, si el documento fuera enviado nuevamente al Senado de Estados Unidos.

Por tanto, el suscrito faltaría a la verdad si asegurara al gobierno mexicano que podrían obtenerse posteriores modificaciones al Tratado, pues no hay la menor esperanza de que un documento esencialmente diferente recibiera la aprobación del Senado, en caso de que el Presidente de Estados Unidos se decidiera a presentarlo a ese cuerpo para su consideración.

En consecuencia, el infrascrito expresa su esperanza de que México otorgaría su voluntaria aprobación al Tratado, tal como ha sido sometido a su dictamen y no perderá la última oportunidad para solucionar de inmediato los desacuerdos existentes y para restaurar las relaciones de paz y amistad que ambas Repúblicas están interesadas en mejorar y preservar.

Su excelencia comprenderá la necesidad del infrascrito de recibir una pronta respuesta a esta comunicación, ante la inminente expiración del plazo dispuesto para la ratificación del Tratado, puesto que está deseoso de enviarla a Estados Unidos por conducto de un correo especial que partirá de esta ciudad el viernes por la mañana.

Con la mayor consideración...

James Gadsden
Ministro de los Estados Unidos en México

Fuente:

Benito Juárez. Documentos, Discursos y Correspondencia. Selección y notas de Jorge L. Tamayo. Edición digital coordinada por Héctor Cuauhtémoc Hernández Silva. Versión electrónica para su consulta: Aurelio López López. CD editado por la Universidad Autónoma Metropolitana Azcapotzalco. Primera edición electrónica. México, 2006.