1838
Pronunciamiento de Longinos Montenegro en Santa Anna de Tamaulipas.
7 de octubre de 1838.


PRONUNCIAMIENTO DE LONGINOS MONTENEGRO EN SANTA ANNA DE TAMAULIPAS.

7 DE OCTUBRE DE 1838.

En Santa Anna de Tamaulipas, a los siete días de octubre de 1838; reunidos los jefes y oficiales de ésta guarnición, y persuadidos que los males de la nación han llegado a su colmo y que el único modo de remediarlos es restablecer el orden legal reclamado por la nación contra cuya voluntad se le han despojado de las leyes que ella libre y espontáneamente se dió, han convenido en los artículos siguientes:

1° Se restablecerá la Constitución del año de 1824, reformada.

2° Para hacer esta reforma, el actual E. S. Presidente convocará a una convención nacional que se encargará de hacerlo en el perentorio término de seis meses.

3° Mientras se verifique dicha reforma y se establezcan los poderes constitucionales, permanecerán al frente del gobierno el E. S. Presidente y los ministros que nombre, quedando estos responsables por sus operaciones ante la citada convención.

4° Estando el presente pronunciamiento en consonancia con el señor General D. José Urrea, se elevará al conocimiento de S. E. para que se sirva adoptarlo y apoyarlo así como también se comunicará al Sr. Gobernador de este estado y a las autoridades civiles y militares.

5° El señor teniente coronel D. Longinos Montenegro será el comandante de esta plaza y de la fuerza pronunciada mientras tanto se encarga de ambas cosas otro jefe de más graduación, y que como dicho señor merece la confianza del pueblo.

6° Los citados jefes y oficiales juran por su honor sostener a todo trance los artículos de este Plan, hasta derramar la última gota de su sangre.

Fuente:

Román Iglesias González (Introducción y recopilación). Planes políticos, proclamas, manifiestos y otros documentos de la Independencia al México moderno, 1812-1940.  Universidad Nacional Autónoma de México. Instituto de Investigaciones Jurídicas. Serie C. Estudios Históricos, Núm. 74. Edición y formación en computadora al cuidado de Isidro Saucedo.  México, 1998. p. 151.