Buscar en  
  Página principal

  Conquista

  Independencia

  Revolución

  Siglo XXI

  Siglo XX

  Siglo XIX

      1890-1899

      1880-1889

      1870-1879

      1860-1869

      1850-1859

      1840-1849

      1830-1839

      1820-1829

          1829

          1828

          1827

          1826

          1825

          1824

          1823

          1822

          1821

          1820

      1810-1819

      1800-1809

  Siglo XVIII

  Siglo XVII

  Siglo XVI

  Siglo XV

Siglo XIX > 1820-1829 > 1829

Decreto del gobierno en virtud de facultades extraordinarias. Establecimiento de la casa nacional de Inválidos.
Septiembre 21 de 1829.

1.- Se formará un establecimiento bajo la inmediata inspeccion del gobierno con la denominacion de casa nacional de inválidos, destinada para los militares inutilizados en la campaña. A este objeto se destinará el convento que fué de Belemitas.

2.- Servirán para fondos de dicho establecimiento: primero, las fincas de los hospitales de Filipinas existentes en el Distrito: segundo, las rentas y fincas del colegio mayor de Santa María, que quedará extinguido: tercero, un descuento que se hará á los generales, oficiales y sargentos del ejército: cuarto, el 2 por 100 de todo lo que se declare buena presa en el mar perteneciente al erario conforme á las leyes: quinto, las donaciones que se hicieren para el establecimiento: sexto, un real sobre cada pieza de cualquiera tamaño que se introduzca á las aduanas marítimas siempre que sea de país extranjero.

3.- Se exceptúa del artículo anterior el edificio principal del colegio de Santos, que se destinará para el museo nacional.

4.- El descuento de que habla, el artículo 2, se hará en esta forma: dos pesos mensuales los generales de division: uno los de brigada: los coroneles cuatro reales: tres reales los tenientes coroneles: dos y medio reales los primeros ayudantes: dos reales los capitanes: un real y medio los tenientes: los sub-tenientes ó alfereces un real, y medio los sargentos.

5.- Disfrutarán del beneficio de este establecimiento no solo los individuos del ejército de mar y tierra, sino todos los que se hayan inutilizado en el servicio de la patria.

6.- Este establecimiento tendrá un director y un segundo, que será uno de los consultores del cuerpo de sanidad nombrado por el gobierno.

7.- El director tendrá la inmediata inspeccion, y prentará al gobierno los proyectos de mejoras, reformas ó engrandecimientos que sean convenientes para que recaiga la suprema resolucion.

8.- Todo proyecto de reforma ó mejora deberá ántes de ser sujeto á la aprobacion del gobierno, discutirse en junta de tres generales nombrados por el comandante general, y acompañar su informe con el mismo proyecto, para que recaiga la suprema resolucion.

9.- Habrá un salon en el establecimiento destinado á conservar las espadas de los generales que mueran en campaña y los trofeos tomados al enemigo. La memoria de los ilustres militares se perpetuará en una noticia suscinta escrita en cuadros destinados al efecto.

10.- Para calificar si debe constar el nombre de algun militar muerto en campaña en los términos, expresados, se propondrá al director del establecimiento por la persona interesada, y éste, pasará la instancia al gobierno con su informe para su resolucion. No se pondrá nunca inscripcion alguna sin este requisito.

11.- El gobierno encargará á una comision de tres individuos de conocida aptitud y celo, la formacion de los reglamentos de este establecimiento importante, el cual deberá ser aprobado por el mismo gobierno.

Fuente:

Legislación mexicana o colección completa de las disposiciones legislativas expedidas desde la independencia de la República. Ordenada por los licenciados Manuel Dublán y José María Lozano.

http://www.biblioweb.dgsca.unam.mx/dublanylozano/