Buscar en  
  Página principal

  Conquista

  Independencia

  Revolución

  Siglo XXI

  Siglo XX

  Siglo XIX

      1890-1899

      1880-1889

      1870-1879

      1860-1869

      1850-1859

      1840-1849

      1830-1839

      1820-1829

      1810-1819

          1819

          1818

          1817

          1816

          1815

          1814

          1813

          1812

          1811

          1810

      1800-1809

  Siglo XVIII

  Siglo XVII

  Siglo XVI

  Siglo XV

Siglo XIX > 1810-1819 > 1815

Cala y cata de José María Morelos, hecha en las cárceles secretas de la Inquisición.
México, 23 de noviembre de 1815.

En el Santo Oficio de la Inquisición de México, en 23 días del mes de noviembre de 1815, estando en su audiencia de la mañana el señor inquisidor, Dr. D. Manuel de Flores, acordó que yo, el infrascripto secretario, acompañado de los alcaides D. Esteban de Lara y Campillo y D. Francisco Martínez Pampillón, hiciese cala y cata de un eclesiástico que se halla depositado en las cárceles secretas de este Santo Oficio.

Y habiendo concurrido para ello a la segunda sala del Tribunal, me lo presentaron, y preguntado por mí, dijo llamarse D. José María Morelos, natural de la ciudad de Valladolid, de edad de cincuenta y un años (*), de estado eclesiástico, de estatura de poco menos de cinco pies, grueso de cuerpo y cara, barba negra poco poblada, nariz regular, ceja negra poblada, un lunar entre la oreja y extremo izquierdo, dos verrugas inmediatas al cerebro por el lado izquierdo, una cicatriz en la pantorrilla izquierda; y trae en su persona camisa de bretaña, chaleco de paño negro, pantalón de pana azul, medias de algodón blancas, zapatos abotinados, chaqueta de indianilla fondo blanco pintada de azul, mascada de seda toledana, montera negra de seda; y en su cárcel tiene una chaqueta de indiana fondo blanco, una camisa vieja de bretaña, un sarape listado, un pañito blanco, dos taleguitas de manta, unas calcetas gallegas, mi chaleco acolchado.

Y dicho alcaide dijo que lo pondría en la cárcel número uno, y que no lo daría en suelto ni en fiado sin expresa orden del Tribunal. Le advirtió la moderación y buen porte con que debe conducirse en su prisión, lo que así prometió cumplir.

Y lo firmé con dichos alcaides, de que certifico.

Esteban de Lara y Campillo.

Francisco Antonio Martínez Pampillón.

D. Casiano de Chávarri, Secretario [rúbricas].

Fuente:

Ernesto Lemoine Villicaña. Morelos, su vida revolucionaria a través de sus escritos y de otros testimonios de la época. Universidad Nacional Autónoma de México. Primera edición. México, 1965. p. 608-609.

Nota de Ernesto Lemoine Villicaña: Aunque esta diligencia figura en los autos del proceso inquisitorial (véase la nota bibliográfica al Doc. 225), hemos realizado nuestra versión paleográfica sobre otro ejemplar, también original, reproducido en facsímile en Autógrafos de Morelos.

Los publica el Archivo General de la Nación como homenaje al Héroe en el CIII aniversario de su muerte, México, Imprenta de la Secretaría de Gobernación, 1918, s.

(*) Morelos tenía entonces cincuenta años —la edad de su muerte. Este error se subsanó en las otras diligencias.