Buscar en  
  Página principal

  Conquista

  Independencia

  Revolución

  Siglo XXI

  Siglo XX

  Siglo XIX

  Siglo XVIII

  Siglo XVII

  Siglo XVI

      1590-1599

      1580-1589

      1570-1579

      1560-1569

      1550-1559

      1540-1549

          1549

          1548

          1546

          1545

          1544

          1543

          1542

          1541

          1540

      1530-1539

      1520-1529

      1510-1519

      1500-1509

  Siglo XV

Siglo XVI > 1540-1549 > 1540

Real cédula al gobernador y al obispo de Guatemala ordenando la concentración de la población indígena en pueblos.
Madrid, 10 de junio, 1540.

El Rey

Nuestro gobernador de la provincia de Guatemala y reverendo en Cristo padre don Francisco Marroquín, obispo de la dicha provincia.

Ya sabéis cómo, porque fuimos informados, que para que los indios de esa provincia pudiesen ser instruidos en las cosas de nuestra santa fe convenía juntarse, porque dizque esa provincia es la mayor parte de ella sierra áspera y fragosa, que está una casa de otra mucha distancia, a cuya causa si no se juntaban los dichos indios no podían ser doctrinados.

Y que para remedio de ello convenía que se llamasen todos los principales indios y se les diese a entender cuán conveniente cosa les sería el juntarse: y porque esto no se podía hacer sin que se les alzase el servicio y tributo que daban a sus amos, era necesario se mandase suspender el dicho servicio por e1 tiempo necesario, os enviamos mandar que en los lugares donde vieseis que había comodidad para que los dichos indios se pudiesen juntar, y ellos lo tuviesen por bien, proveyeseis que se efectuase lo susodicho, sin hacerles premia alguna.

Y por esto somos informados que a causa de haber mandado que no apremiaseis a los dichos indios a que hiciesen lo susodicho no lo habéis puesto en efecto, porque os parece que sin ser apremiados no se puede hacer, y que para mejor se pudiese efectuar convenía que los dichos indios fuesen reservados de que no diesen tributos más que lo necesario por un año, o por el tiempo que pareciere, y que los indios que no lo quisiesen hacer se les pusiese pena para ello y pudiesen ser sacados de donde quiera que estuviesen.

Y visto por los del nuestro Consejo de las Indias, queriendo proveer en ello, fue acordado que debía mandar ésta mi cédula para vos, y Yo túvelo por bien, porque os mando que veáis lo susodicho, y ambos juntamente procuréis, poco a poco, por la mejor vía que pudiéreis que los dichos indios se junten en las partes que vosotros viéreis que hay comodidad para ello.

AGCA. A.I.23, leg. 4575, fol. 51. Publicada por Solano, doc. 14, pp. 190-191.

Fuente:

Francisco de Solano. Cedulario de tierras. Compilación. Legislación agraria colonial (1497-1820). Instituto de Investigaciones Jurídicas. Universidad Nacional Autónoma de México. Primera edición: 1984. Segunda edición: 1991. México.

http://biblio.juridicas.unam.mx/libros/libro.htm?l=387